Ridículo Galáctico

Por Venezuela Real - 20 de Octubre, 2006, 11:17, Categoría: Política Nacional

Teodoro Petkoff
TalCual
19 de Octubre de 2006

Si de alguien se puede decir que es el propio Chacumbele es del presidente-candidato continuista.

Son incontables los autogoles que se ha metido, las veces que se ha clavado la ponzoña a sí mismo. Este espectáculo de las Naciones Unidas quedará para la historia. Independientemente del resultado final, pocas veces se ha visto una actuación tan torpe, tan errática y tan antinacional como la que ha protagonizado Chacumbele desde que comenzó lo que ha querido presentar, contra toda lógica, como una épica batalla contra el imperio, por un puesto no permanente en el Consejo de Seguridad de la ONU.

El candidato continuista no podrá responsabilizar a nadie de esta torta (aunque tal vez lo haga, según su costumbre, y rueden algunas cabezas). Él mismito se mató.

Fue él quien decidió darle a una elección rutinaria el carácter de una epopeya antiimperialista, bloqueando, ¡tres meses antes de la elección!, una aspiración que Guatemala tiene dos años cultivando cuidadosamente. Fue él quien personalmente hizo un lobby planetario –que nos costó una boloña de plata a los venezolanos– buscando comprometer los votos. Que son los más caros del mundo, por lo demás. Es él quien pronunció el grotesco discurso en la asamblea de Naciones Unidas, que le tumbó por lo menos treinta votos, al decir de los conocedores. Por supuesto que ni Maduro ni Valero ni Arias Cárdenas, ni siquiera Chaderton, son reencarnaciones de Talleyrand o Metternich, pero ellos, aparte de dar declaraciones ridículas o sencillamente necias, no tienen la culpa de nada. En este caso es el Presidente quien tendrá que darse golpes de pecho, repitiendo "por mi culpa, por mi culpa, por mi grandísima culpa". Hizo todo para que el país pasara por esta vergüenza.

En su infinita torpeza y arrogancia se ha ganado hasta ahora, por decir lo menos, el disgusto de unos 110 países que han sido calificados de "lacayos del imperialismo" por no haberle dado su voto al gobierno chavista.

Por supuesto que Estados Unidos, hasta por oportunismo, apoya a Guatemala, pero esto no hace de este país un "lacayo del imperialismo". De hecho, el gobierno español, por ejemplo, que es de izquierda, y que ha tenido algunos gruesos encontronazos con Bush, votó por el país centroamericano. Chile, con su presidenta socialista, se ha abstenido.
Y así se pueden señalar muchos otros casos.
 
Como tampoco se necesita ser un emblema de "dignidad", para votar por Venezuela. Dictadores indignos y crueles como Mugabe, de Zimbabwe,  o Kim Il Jong, de NorCorea, han estado votando por Chávez. Este ha querido aplicarle al mundo la visión simplista y maniquea que tiene de su propio país (y que, irónicamente, comparte con Bush): "si no estás conmigo, estás contra mí". Las relaciones internacionales son una cosa muchísimo más compleja, que la mente unidimensional de nuestro Presidente (como tampoco la del presidente norteamericano) no alcanza a descifrar. De Cuba se puede decir cualquier cosa, pero, ¿alguien ha visto a Fidel Castro protagonizando tamaña zafiedad?
Por supuesto que mientras más se prolongue esta situación, más cuerpo tomará la salida lógica: un tercero en discordia. América Latina y el Caribe tienen la responsabilidad de presentar un candidato que permita superar el impasse.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Octubre 2006  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog