Cumbre de Mercosur cerró en medio de polémicas y un fuerte tono político

Por Venezuela Real - 20 de Enero, 2007, 17:22, Categoría: Economía

 Este enfrentamiento, de raices ideológicas, cuyo objetivo es promover en foros internacionales un pensamiento único, es tan sólo el preludio de otros por venir.

AFP-EFE
El Nacional
20 de Enero de 2007    

Los miembros del grupo suramericano se comprometieron a profundizar la integración a favor del desarrollo económico y social, y agregaron que el ingreso de Venezuela fortalecerá al bloque

Los presidentes del Mercosur clausuraron una cumbre de dos días en medio de reproches y polémicas, y marcada por las críticas de Bolivia y Venezuela a Estados Unidos. La reunión, a la que asistieron mandatarios de países del área andina, Surinam y Guyana, logró tibios avances en el objetivo de calmar el descontento de Uruguay y Paraguay, los socios menores del bloque que exigen mejores condiciones para comerciar.

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, le dio acento político a la reunión al pedir al Mercosur que enfrente el "imperialismo" y el neoliberalismo, postura compartida por su homólogo de Bolivia, Evo Morales; que aspira a integrarse al bloque regional como miembro pleno.

"En esta nueva era se impone el retorno de la política, la ideología.

No el mercado", dijo Chávez al sugerir que todos los países tomen al Estado como impulsor de la economía. "Terminó la época neoliberal en América Latina. No permitamos que vuelva; y mucho menos las dictaduras", agregó ante los mandatarios, la mayoría defensores de posiciones de izquierda.

El presidente de Bolivia batió en la misma tecla y desató una polémica al aludir directamente a Colombia. "Los países que viven con dignidad, con soberanía, antiimperialistas, antineoliberales, crecen económicamente", señaló Morales. "En Colombia, con el pretexto de la lucha contra el narcotráfico, Estados Unidos ha invertido millones y millones, pero sigue habiendo déficit fiscal con déficit comercial", agregó.

El presidente colombiano, Álvaro Uribe, replicó que defiende una integración regional de mayor "diversidad" ideológica y pidió respeto a su posición.

"América Latina tiene que comprender su diversidad y respetarla", sin fundirse en "un modelo único", pues "en un modelo único no cabemos todos", afirmó.

Morales no dudó tampoco en cargar las tintas contra Brasil, cuyo presidente Luiz Inácio Lula da Silva abogó porque los mayores socios del bloque ayuden a las economías menores y tengan generosidad.

Morales afirmó: "Cuando Lula habla de solidaridad es importante", pero que Bolivia quiere por su gas "un precio justo, no es solidario".

"No es posible que Bolivia siga subvencionando gas a Brasil", señaló Morales ante el propio Lula.

Compromiso de integración

Los mandatarios de los países del Mercosur cerraron la cumbre en Río de Janeiro con una declaración conjunta en la que se comprometen a profundizar la integración a favor del desarrollo económico y social, y señalaron que el ingreso de Venezuela fortalecerá al bloque.

El comunicado firmado por Néstor Kirchner (Argentina); Luiz Inácio Lula da Silva (Brasil); Nicanor Duarte (Paraguay); Tabaré Vázquez (Uruguay); y Hugo Chávez (Venezuela) reafirmó la intención de ejecutar "en el más breve plazo posible" las tareas encomendadas al grupo de trabajo instalado para ajustar la incorporación plena de Venezuela.

También expresaron "gran satisfacción" por el anuncio de Bolivia de incorporarse al Mercosur como miembro pleno y la creación de un Grupo de Trabajo ad hoc para estudiar el asunto.

Se manifestó la intención de seguir avanzando en el vínculo ya existente con Chile, asociado comercial, además de países como Ecuador, Perú y Colombia, en busca de una "creciente integración económica".

Según el texto, al profundizar los acuerdos entre países se debe tener en cuenta que existen "diferencias estructurales", entre ellos que "trascienden el tamaño de las economías", y que los acuerdos comerciales deben facilitar la exportación de países de menor desarrollo relativo.

Contra el caudillo

La prensa brasileña enfiló sus baterías contra la mal vista influencia del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, sobre el Mercosur y la integración latinoamericana.

Los más influyentes periódicos brasileños llamaron ayer con ironía "caudillo" al mandatario y definieron su gobierno como "oscuro modelo bolivariano", "show de demagogia bolivariana" o "de totalitarismo" en expansión.

Al comentar los enfrentamientos que dividen a los socios originales del Mercosur y los retos que plantea al bloque el ingreso de nuevos miembros, O Estado de Sao Paulo sostiene en su editorial que "la Venezuela de Hugo Chávez nada agrega a ese conjunto, a no ser problemas".

En un discurso de por lo menos dos horas en la Asamblea Legislativa de Río de Janeiro para agradecer una condecoración, Chávez se refirió a las informaciones publicadas el diario O Globo, uno de los de mayor influencia y tirada en Brasil.

"Pensarán los oligarcas de O Globo que me va a ofender. Pero pierden su tiempo. El águila no caza moscas", expresó Chávez.

Fuertemente aplaudido por el público cuando atacó a la prensa brasileña, el gobernante se negó a atender la petición de que rasgara el diario que le hacían varias personas en el auditorio, entre las que destacaban militantes de izquierda y de movimientos sociales.

"El papel no tiene la culpa.

Recuerdo los días en que los fascistas quemaban los libros", dijo mientras exhibía al público un ejemplar del diario brasileño que él mismo abucheó.

"O Globo, no tengo duda en decirlo, es enemigo del pueblo brasileño, es enemigo del pueblo latinoamericano", afirmó, tras decir: "Ellos a cada rato me insultan".





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Enero 2007  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog