Carlos Rafael Silva : "La inflación es el perjuicio más grande para los pobres"

Por Venezuela Real - 3 de Febrero, 2007, 21:41, Categoría: Economía

Una clase magistral ofrecida por un señor presidente de banco central

BLANCA VERA AZAF
El Nacional
03 de Febrero de 2007 

Para el ex presidente del BCV, Carlos Rafael Silva, los bancos centrales no pueden actuar al margen del sector público, pero tampoco pueden ser tutelados por los gobiernos. Poseer un nivel razonable de autonomía es lo único que impide que se erosione el valor de la moneda, en beneficio de quienes ejercen el poder

Carlos Rafael Silva es lo que el director del Banco Central de Venezuela, Domingo Maza Zavala, describe en el prólogo del libro Medio siglo del BCV como todo un "bancocentralista", pues pasó 30 años de su vida en el banco.

Su carrera se inició en el ente emisor cuando aún era estudiante de economía y llegó a ser presidente de la institución. Presidió, asimismo, el extinto Fondo de Inversiones de Venezuela (hoy Bandes) y fue ministro de Educación.

Hoy –luego de varios años de retiro– hace fuertes críticas sobre los peligros que representa, para el poder adquisitivo del venezolano, continuar socavando la autonomía del Central.

–El Gobierno sugiere que el BCV debe ser el principal banco de desarrollo del país. ¿Qué piensa de esto?
–El BCV no tiene ningún papel en el área de desarrollo. En el pasado se ha censurado fuertemente la injerencia del banco en esas áreas, que son de incumbencia de instituciones especializadas en materia de desarrollo. Para eso están instituciones como el Bandes.

–¿Cuál es el límite de las relaciones entre el Central y el Ejecutivo?
–Los bancos centrales no pueden actuar al margen del sector publico, de sus respectivas economías; pero sí deben gozar de un nivel razonable de autonomía. La idea fundamental es que los bancos centrales deben ser instituciones que cooperen con sus gobiernos en la formulación y ejecución de la política monetaria y financiera, pero sin recibir instrucciones de los gobiernos.

–¿Por qué?
–Porque deben cuidar que la corriente de recursos monetarios sea suficiente como para mantener una deseable estabilidad de precios internos y preservar la relación de cambio con el exterior.

–¿Y esa función la está cumpliendo actualmente el BCV?
–Cuando ocurren distorsiones en la economía, como hoy en día, la verdad es que el control de la inflación debería ser la materia de mayor atención del banco en estos momentos. Debe preocuparse más para que dejemos de ser el país con la mayor inflación en América Latina. La inflación es posiblemente el más grande perjuicio para los pobres.

–¿Qué podría suceder si el BCV continúa perdiendo autonomía?
–Si se produce un mayor sometimiento del BCV al Gobierno nacional existirán más posibilidades de envilecimiento monetario, con todas las consecuencias adversas a lo que debe ser un crecimiento ordenado de la economía, y en perjuicio de los sectores con menor capacidad económica.

–¿Qué peligro representa para el país que el Gobierno disponga de las reservas internacionales del banco?
–Las atribuciones de los bancos centrales deben rebasar las necesidades financieras de los gobiernos. De lo contrario, se puede afectar negativamente el poder adquisitivo de los ciudadanos, que se van quedando sin respaldo en la moneda. Es –además– una manera de aumentar la inflación. Se afecta también el ahorro y, al final, se amplía la desigualdad en la distribución del ingreso de los ciudadanos.

–¿Ha perdido el BCV su autonomía original?
–Sí. En el país estamos presenciando un proceso de deterioro en algunas instituciones fundamentales.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Febrero 2007  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog