Opio para la razón

Por Venezuela Real - 19 de Abril, 2007, 13:24, Categoría: Cultura e Ideas

Luis José Uzcátegui
El Universal
19 de abril de 2007

En esta realidad pavorosa, los más afectados son los que menos tienen

Hay una tragedia humana a la cual no se llega por el consumo de alcohol ni de drogas, tampoco por hambre ni pobreza; tragedia que afecta a todas las clases sociales y es una patología que inhabilita la voluntad, un morbo que solapadamente se instala en el cerebro degradando y enajenando a adultos y niños. Explica el aumento de los índices de depresión, ansiedad, alcoholismo, homicidios, suicidios, accidentes, confusión, estrés y transforma a los pobladores en autómatas, seres pasivos y a veces entidades semipensantes.

También es la etiología de letales cánceres sociales como la pobreza, corrupción, cinismo y un estado psíquico, que sin ser catalogado de enfermedad mental, evangeliza al pensamiento llevando al homo sapiens a la dimensión degradante de la alienación y la anomia. A esta enfermedad se llega a través del consumo de mensajes, propagandas, apologías, cadenas, programas, promociones y ayudas oficiales convertidas en drogas y mejunjes maléficos para las emociones. Y qué mayor cañonazo contra la estabilidad afectiva de un pueblo que ser obligado a pasar cuatro días recibiendo regaños y amenazas con la única intención de convertirlos en adictos a una egomanía exuberante.

Para esta morbilidad del espíritu nada más propicio que fomentar el conflicto, la confusión, la mentira, la única verdad, el cuento tormentoso, lo insidioso y el mensaje melodramático. Y si las instituciones no funcionan con equidad ni autonomía el ambiente nacional se convierte en un paraíso para el lavado de conciencias y el tráfico de la moral. En un contexto de totalitarismo histriónico, ejercicio del poder que se sustenta en generar miedo, amenazas, terror, persecución, autoterrorismo, simulacros de tragedia pero dejando reductos democráticos al permitir que algunos medios de comunicación deambulen entre la libertad y el chantaje.

Es así como se llega a la macabra y degradante realidad de ver a un pueblo consumiendo opio para la razón. Y en esta realidad pavorosa, son los más afectados los que menos tienen y al final terminan como todos los ciudadanos que les toca vivir en un país infernal: terminan dando tumbos de desesperación, frustración, hambrientos de verdad, razón, lógica, lucidez y salud mental.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Abril 2007  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30       

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog