Alberto Scharffenorth: No es necesario subsidiar tarifas

Por Venezuela Real - 24 de Abril, 2007, 19:09, Categoría: Economía

INGRID ROJAS R.
El Mundo
24 de Abril de 2007

El presidente de Casetel advierte que el Estado debe cuidar que una agresiva competencia a través de Cantv no genere distorsiones en el mercado que haga desaparecer a los más pequeños

Alberto Schaffenorth acaba de asumir la presidencia de la Cámara de Empresas de Servicios de Telecomunicaciones (Casetel), una institución de la cual fue vicepresidente hasta hace poco y cuyas riendas recibió de Adela Vivas, parte del staff de Digitel GSM.

Es un hombre del sector. Trabajador de Supercable en sus inicios y hoy vicepresidente de otra cablera, Net Uno, Scharffenorth tiene inclinaciones periodísticas. En ésta, como en otras oportunidades, contó parte de sus vivencias como reportero y fotógrafo en una revista de El Nacional, hace unos 20 años. Esta vez estuvo del otro lado y le tocó responder.

-¿Qué expectativa tiene el sector para 2007 con los cambios que se están dando, sobre todo en materia económica?
-Expectativas hay muchas, algunas trascienden el ámbito de las telecomunicaciones con anuncios del Gobierno Nacional que, de alguna manera, van a afectar el modo de relacionarse económicamente de los venezolanos. No sabemos qué profundidad tendrán los cambios, pero como empresas defendemos el principio de la libertad económica enmarcada dentro de una responsabilidad social. No es un tema venezolano, es mundial. La tendencia es que las organizaciones y, dentro de éstas las de telecomunicaciones, cada día han tenido más movimiento hacia la conciencia del entorno en el que viven y cuál es el beneficio que le crean al elemento importante de la ecuación, que es el usuario. En el caso de Venezuela, las empresas de telecomunicaciones están conscientes del rol que tienen como habilitadoras transversales del desarrollo nacional, que deben estar presentes donde quiera que haya una dinámica virtuosa en torno al mejoramiento de la calidad de vida de la población.
<zb:breakZ
-¿Hacia dónde apunta ese esfuerzo?
-Creemos que hay trabajo por ha- cer en la disminución de la brecha social, lo que pasa por tratar de disminuir la distancia entre la disponibilidad que tienen algunos sectores de la población de ciertos servicios de telecomunicaciones para mejorar su calidad de vida. Pero la realidad es que en Venezuela, comparado con otros países de la región y desde el punto de vista de los indicadores generales, las telecomunicaciones han tenido una evolución importantísima. Eso es innegable. En 1997 teníamos un millón 100 mil clientes de telefonía móvil y 10 años después, al cierre de 2006, tenemos 18,7 millones. Ese es un crecimiento exponencial, inclusive en telefonía fija que, obviamente no ha se ha incrementado en la misma proporción que la móvil, pero en tres años aumentó 40% al pasar de 2,9 millones de líneas a 4,2 millones.

-El Gobierno critica y dice que el crecimiento se ha soportado en la telefonía móvil...
-Pero eso no es motivo de crítica por dos razones. La primera tiene que ver con temas de costos y la segunda con temas de tecnología. La necesidad es llevar comunicación a un determinado sector de la población de menores o mayores recursos, independientemente del tipo de tecnología. No importa si es a través de un cable físico o por el aire. Eso es irrelevante.

-Es una cuestión de costos..
-La Ley Orgánica de Telecomunicaciones es clara y apunta a los servicios y su calidad, antes que a la tecnología que los soporta. Eso es acertado. Ahora, si desde el punto de vista de los costos es más eficiente trabajar con una tecnología respecto a otra, la decisión es obvia. Un ejemplo es la telefonía fija inalámbrica que es la manera como la telefonía básica ha crecido. Esas son las maneras apropiadas según las cuales el Estado puede dictar políticas a la mayor inclusión de ciudades en los servicios de telecomunicaciones. La "nueva" Digitel tiene que cumplir una cuota altísima de telefonía fija; es muy alta, pero es una manera de incentivar a que la gente reciba los servicios de manera asequible.

-...y la Cantv nacionalizada. -En manos del Estado, Cantv puede hacer uso de su condición de líder para impulsar políticas agresivas que permitan a mayor número de usuarios tener acceso a los servicios. No olvidemos que uno puede pensar que la telefonía fija es más económica que la móvil, a primera vista, pero recordemos que las redes fijas de Cantv fueron emplazadas hace muchísimos años y están bastante amortizadas. Obviamente, se han instalado centrales digitales y otros dispositivos que modernizaron la red, pero uno de los elementos más costosos de la prestación de servicios es el emplazamiento físico de la red.

-¿Qué significa eso?
-Poner cobre y llegar a todas las casas. No hay otra manera de hacer telefonía clásica, sino emplazando planta de cobre. Wimax da oportunidad de llegar hasta un sitio determinado, la entrada de un barrio equis allí, emplazar un radio y hacer telefonía fija inalámbrica. Son cosas que hay que revisar. ¿Vamos a llevar cable de cobre a todos los barrios de Caracas; pero cómo vamos mantener eso? ¿Tiene sentido? Por otra parte no es por la vía de la regulación de precios como se resuelve el tema.

Es por la vía de la competencia de los servicios. No creo que en Venezuela haya acuerdos para determinar precios. De hecho somos uno de los países donde la competencia es más agresiva, sobre todo entre las operadoras de celular, pero las tecnologías son costosas. Muchas veces las telecomunicaciones son engañosas desde el punto de vista de los resultados financieros. Muchas veces lo que inviertes no se ve tan claramente en los balances. Se dice la empresa tal tuvo ganancias operativas de 40% o 45%, pero esto es antes de la amortización de las inversiones.

Cuando se ve esto y el pago de los impuestos, que están por encima del 23% de los ingresos brutos, no luce tan rentable, al menos no a corto plazo. Este es un negocio de bolsillos profundos y lentos retornos. Los empresarios saben que sus negocios están más basados en el valor de las operaciones que en su rentabilidad operativa, es decir, importa más el valor estratégico que la rentabilidad operativa.

-El Gobierno ha anunciado para el mes de junio una agresiva competencia. ¿No había competencia en el sector?
-Claro que la había. Probablemente, el Estado promoverá una competencia aún más agresiva. Cantv, asumiendo que las cosas se van a dar, tiene que cuidar que, con la implementación de políticas de agresiva competencia, no distorsione el mercado de una manera que provoque la desaparición de algún operador. En el país hay decenas de empresas de telecomunicaciones, pequeñas y con márgenes muy restringidos, cuya existencia fue posible gracias a la apertura.

-¿No temen la introducción de tarifas subsidiadas?
-Pienso que si se establece un programa de servicios que permita a usuarios de menor poder adquisitivo manejar, con ciertas conductas, su uso de servicios de telecomunicaciones de manera racional, no necesitas subsidios. Puedes hacer planes tarifarios donde usos restringidos del servicio pueden darse a precios más económicos sin que eso necesariamente sea un subsidio. En el mercado internacional existen planes de tarifas en los que el primer o los primeros dos minutos cuestan la mitad de los siguientes. Se pueden hacer planes como estos, fáciles de implementar con maneras más transparentes de competir, permitiendo el acceso de amplios sectores de la población, sin lesionar la viabilidad de los negocios, y cuando digo negocios no me refiero a especulación, sino a desarrollo, crecimiento, mayor inversión.








TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Abril 2007  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30       

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog