La mayoría de la población prefiere gastar antes que ahorrar

Por Venezuela Real - 16 de Junio, 2007, 18:36, Categoría: Vzla en Números

KATIUSKA HERNÁNDEZ  / NICOLAS TORRENT
El Nacional
16 de junio de 2007

El venezolano es consumidor impulsivo
La compra de productos de marcas reconocidas es prioridad para los estratos socioeconómicos bajos, que tienen la necesidad de ser aceptados

Un estudio de Datanálisis revela que la población de estratos socioeconómicos bajos percibe que la disponibilidad de recursos es una solución para satisfacer sus necesidades básicas y además le permite adquirir productos que lo harán sentir poderoso y aceptado.

En un universo de 1.300 personas encuestadas en todo el país, la mayoría manifestó estar en desacuerdo con las afirmaciones "Ser rico es malo" y "Tener dinero es malo". Por el contrario, le otorgaron una valoración alta a las metas de "ser empresario" y "prosperar".

Luis Vicente León, director de Datanálisis, indicó que 80% de la población que se ubica en los estratos D y E posee actualmente más dinero.

43% del presupuesto mensual de estas familias se destina a la compra de alimentos, 8% a la adquisición de vestido y calzado, y sólo 1% se dedica al ahorro.

Explicó que, en general, el perfil del consumidor venezolano es joven, urbano y pobre. "Es fanático de las marcas reconocidas y un gastador impulsivo. Le gusta la moda y las cosas nuevas que salen al mercado. Cuando llega el fin de mes, no le alcanza el dinero; pero cuando le provoca algo, tiene que comprarlo", describió el analista.

La posibilidad de que los precios se incrementen de un día para otro, según León, es lo que lleva al venezolano a no confiar en el ahorro. La única opción para resguardar el dinero es comprar bienes.

"Hay dos aspectos que identifican al consumidor de hoy: inclusión y sentirse poderoso", agregó. León aseguró que estas características son constantes, independientemente de la ideología que tengan los compradores.

Muchas deudas y poco ahorro. Mirna Coa es una ama de casa que vive en la avenida San Martín y depende del ingreso que obtiene su pareja de la venta informal de frutas en la calle, actividad que les proporciona en promedio 1 millón de bolívares al mes.

Coa manifestó que dentro de sus gastos es prioridad la compra de prendas de vestir para estar a la moda. "Yo me gasto como 200.000 bolívares al mes en ropa. Cuando puedo, compro la de marcas como Levi’s y Rossi", dijo.

Relató que esta semana compró un DVD marca Toshiba y el próximo producto que quiere adquirir es un equipo de sonido, porque el que tenía se lo robaron.

Otro estudio de Datanálisis sobre la posesión de activos y servicios, realizado en febrero, revela que 95,2% de los hogares en el país posee televisor; 93,5% cuenta con una nevera; 77,2% tiene equipo de sonido; 77,2% celular; 73,8% DVD; 40,8% disfruta televisión por cable (un porcentaje está asociado al robo de señal o al servicio compartido entre vecinos), y 25,4% cuenta con un vehículo propio. Sin embargo, sólo 14,8% de las familias tiene contratado un seguro de vida.

La clasificación por estratos sociales del estudio ratifica esta tendencia: más de 90% de los hogares pertenecientes a las clases D y E, cuyo ingreso mensual promedio es inferior a 1,2 millones de bolívares, posee artículos electrodomésticos como televisores, nevera, cocina y equipo de sonido.

Y sólo 3,1% de estos hogares tiene una póliza de vida.

Maykel Díaz, estudiante de Administración Aduanera, recientemente quedó desempleado. Tenía un ingreso promedio de 614.000 bolívares (sueldo mínimo).

Señaló que el sábado pasado se gastó 500.000 bolívares en ropa, lo que canceló con una tarjeta de crédito. "Si tengo un dinero extra, prefiero gastarlo en ropa, perfumes y rumba", relató.

Batalla perdida.

León señaló que luchar contra la tendencia consumista del venezolano es ir contra la corriente.

"Cuando se analiza por qué el presidente Hugo Chávez es popular; el resultado es que ha creado una relación igualitaria con la población. Y el Gobierno es un reflejo del ciudadano: es un gastador compulsivo como lo es Yubileydi en el barrio 5 de julio; es perfectamente igual a ella, sólo que con los recursos del Estado. El presupuesto crece y permanece el déficit fiscal", explicó.

Afirmó que el Ejecutivo se aprovecha de los ingresos que tiene para comprar todo aquello que le permita sostener su nivel de popularidad, característica que es imitada por los consumidores que prefieren gastar el dinero que ganan, endeudarse y no ahorrar.

Ventas a millón.

Según Datanálisis, el consumo de productos en el país se incrementó 18,8% en el primer trimestre del año.

La cantidad de compras ha sobrepasado la capacidad de producción nacional de bienes y servicios para satisfacer esa demanda.

"El Gobierno suelta mucho dinero y las ventas son muy buenas. Este año ha sido mejor que el pasado porque el abastecimiento es mayor. Yo sólo vendo al contado y la gente está pagando con efectivo o tarjeta de débito", afirmó Najib Wehbe, comerciante de la avenida San Martín.

Iván Bonilla, gerente del comercio Video Centro en Candelaria, dijo que diariamente vende, en promedio, cuatro televisores pantalla plasma y LCD. "Cuando se contrata el transporte para llevar los televisores, es increíble, pero más de 30% de las órdenes de envío tiene como destino zonas de barrio donde habitan personas de bajos recursos".







TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Junio 2007  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog