Sin RCTV, totalitario TVES

Por Venezuela Real - 29 de Junio, 2007, 15:12, Categoría: Libertad de Expresión

ÓSCAR LUCIEN
El Nacional
29 de junio de 2007

"¿Qué impacto cree usted que ha tenido el cierre de RCTV, transcurrido este primer mes de la decisión del presidente Chávez de no renovar la concesión al grupo 1BC?", creo entender me pregunta la reportera al otro lado de la línea telefónica, al tercer intento de su llamada. Prevenido de las dificultades de transmisión, trato de esquematizar una respuesta antes de quedar definitivamente fuera del área de cobertura.

En primer lugar, le digo, el cierre de RCTV debe verse en el contexto del cerco a la libertad de expresión que de manera sistemática adelanta el Gobierno del teniente coronel Chávez, aunque muchos oficialistas sigan argumentando que no hay periodistas presos en Venezuela. Si bien es cierto que el encarcelamiento del general Francisco Usón echaría por tierra este argumento (sic) baladí, admitamos que en sentido estricto Usón no es periodista, aunque pague una condena de cinco años por un delito de opinión. Dicho cerco, le repito, se expresa en el entramado legal que restringe la libertad de expresión (ley Resorte, reforma del Código Penal, sentencias 1013 y 1942), en la asignación discrecional de pautas publicitarias del Gobierno para premiar o castigar la línea editorial de los medios, el abuso de las cadenas presidenciales, las limitaciones a las fuentes informativas oficiales, la concentración de medios en manos del Gobierno, la cooptación de la radiotelevisión comunitaria, la promoción de la autocensura.

El segundo aspecto que considero importante evaluar a un mes del cierre, es el impacto en la dimensión afectiva de la ciudadanía. Opositores o partidarios del Gobierno, los venezolanos se han sentido unificados por un sentimiento de pérdida, una sensación de vacío en relación con un hábito de exposición a determinado tipo de programación a lo largo de décadas de teleaudiencia. Quien llegaba temprano a su casa todos los miércoles para ver en familia ¿Quieres ser Millonario?; la señora que despachaba rápido la cena para sumergirse en las peripecias afectivas de la culebra de turno; quien se enteraba del acontecer nacional e internacional por el noticiario de la noche; quien no salía de su casa en la mañana sin ver a Miguel Ángel Rodríguez y a "La Bicha"; quien reía con la Radio Rochela; quien gozaba con Valentina Quintero y su Bitácora o quien se entretenía los domingos con alguna superproducción hollywoodense, todos experimentan una sensación de despojo, de arbitrariedad, de estar pagando unos platos que no rompió.

En consecuencia, el cuarto aspecto es la claridad en la asignación de la responsabilidad de la medida: el teniente coronel Chávez. Nadie duda que el cierre de RCTV se ejecutó por la voluntad absoluta del jefe del Estado en desmedro del debido proceso y la prevalencia de una mínima institucionalidad del Estado de Derecho. Finalmente, para quienes tenían alguna duda, se ha puesto en evidencia la naturaleza autoritaria de su decisión.

Consciente de que los sondeos de opinión indicaban que más de 70 u 80% de los venezolanos rechazaban la medida; que, efectivamente, el Presidente estaba advertido de que la medida afectaría seriamente a esos sectores populares que tiene en la televisión abierta su única fuente de información y de entretenimiento, condenados como están al virtual estado de sitio que impone la delincuencia desbocada, el capricho de mantener la decisión de cierre deja claro el talante autocrático de un régimen para el que la voz del pueblo vale solamente cuando de loas al primer mandatario se trata.

Luego de un mes de ocurrido el cierre de RCTV, los venezolanos viven en carne propia lo que significa la ausencia de pluralismo, entienden en su justa dimensión aquello de que "la libertad de expresión es el oxígeno de la democracia".

Luego de agotar las acusaciones de golpistas, de inventariar todas las supuestas violaciones a la ley por parte del concesionario de RCTV, finalmente el Gobierno apeló al mandato constitucional que obliga al Ejecutivo a la oferta de servicios públicos de radiotelevisión. Este sería, en consecuencia, el origen de TVES.

De TVES se dijo que sería un servicio público y que su programación sería mejor que la BBC de Londres. Sí, amable lector, no se ría, apenas ha transcurrido un mes y nadie puede olvidar ese compromiso oficial. El pasado 27 de junio, Día del Periodista, la sociedad democrática tomó las calles para decirle al Gobierno: sin RCTV, más totalitario TVES.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Junio 2007  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog