Máquina de reelección

Por Venezuela Real - 20 de Julio, 2007, 21:04, Categoría: Electorales

LUIS PEDRO ESPAÑA N.
El Nacional
20 de julio de 2007

En los inicios del proceso de descentralización del poder en Venezuela un chiste comenzaba a circular entre los diseñadores de instituciones públicas.

Lo mejor que hacen los gobernadores y alcaldes es reelegirse.

De hecho, la tasa de reelección de las, para entonces, novísimas instancias locales de elección directa, siempre fue muy alta.

Lo normal era que después de su primer período repitieran.

Incluso en alguna gobernación cierto continuismo hereditario tuvo lugar cuando el testigo de gobierno pasó de padre a hijo.

Independientemente de si la mayoría de los gobiernos locales reelectos había o no desempeñado excelentes gestiones que el pueblo premiaba con sus votos, lo cierto es que cierto ventajismo que otorga desempeñar el poder, en ausencia de regulaciones, parecía garantizar la reelección, a menos que la gestión hubiese sido un verdadero desastre. Cosa que a veces ocurre, pero que el propio poder ayuda a ocultar.

El mecanismo reelectoral era simple. No se requería manejar el organismo comicial, propiciar fraudes o trampear los resultados, sólo con el hecho de poder utilizar la capacidad propagandística sin límite del gobierno local o regional, junto con la introducción de algunos criterios clientelares a la hora de asignar el presupuesto, parecía ser suficiente para que la reelección estuviese garantizada.

En cualquier localidad no había brocal, parada de autobús, pasarela, mata sembrada, refracción de avenida o instalación de alumbrado, que no llevara la inscripción de la autoridad electa responsable de la obra. La pancarta del funcionario podía incluso ser más grande que la propia construcción pública. Así, la imagen sonriente del alcalde o del gobernador pintaba toda la localidad, así como su logo y eslogan. Cada vez más, no había alcaldía, sino alcalde; ni gobernación, sino gobernador. En esta materia, este gobierno no ha hacho sino repetir y profundizar al infinito esa vieja práctica, con la diferencia de que las autoridades locales o los funcionarios de las dependencias desconcentradas del Estado le ceden el puesto de honor al Presidente, y aparecen ellos como uno de sus más leales y cercanos colaboradores.

El Estado venezolano es demasiado poderoso y autónomo frente a la sociedad venezolana como para no introducir reglas que lo obliguen a estar al servicio de la sociedad y sus intereses, y no a los del propio Estado y la autoridad que lo dirige. La base material de las instituciones públicas en Venezuela hace que una parte importante de sus ingresos no dependan del trabajo de los ciudadanos y, en consecuencia, las finanzas públicas se convierten en un instrumento de distribución antes que de redistribución, dado que la magnitud del gasto es mayor a la tributación interna.

Ante la ausencia de un vínculo orgánico entre el elector y sus autoridades electas, en Venezuela la discrecionalidad que da a los funcionarios la base material rentista-petrolera hace que ellos, aun bajo el control de reglas democráticas, puedan comportarse como pequeños reyezuelos electos, cuando no como déspotas dictadores.

La Venezuela petrolera, aun cuando su característica rentista dota de base material autoritaria al Estado, fue democrática porque sus instituciones se diseñaron para ello.

Precisamente porque en Venezuela cuesta ser democrático, las instituciones tenían que garantizar que nadie se eternizase en el poder. Por ello, reglas básicas como la limitación a la reelección, y garantía de poder y espacio a la oposición, eran y son esenciales. De lo contrario, y como está ocurriendo en la actualidad, eliminar las bases que limitan el inmenso poder del Estado está haciendo que deliberadamente vayamos a un régimen personalista y continuista con fachada electoral.







TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Julio 2007  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31      

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog