Hermann Escarrá: "La república está en peligro”

Por Venezuela Real - 20 de Agosto, 2007, 15:11, Categoría: REFORMA CONSTITUCIONAL

Alejandro Botía
Tal Cual
20 de agosto de 2007

"Ningún monarca, rey o presidente en el mundo tiene las competencias que Chávez pretende arrogarse con su proyecto de reforma", sostiene Hermán Escarrá. El jurista acusa al mandatario de intentar perpetuarse en el poder, pretender controlar todas las instancias del gobierno, subordinar el poder comunal a su autoridad, y convertir a la FAN en una milicia pretoriana de carácter personal. Para salvar la república, propone la resistencia activa y la movilización nacional

"La república está en peligro" es la frase que pronunció hace 2000 años Marco Tulio Cicerón al conocer la decisión de Julio César de traspasar el río Rubicón y marchar sobre Roma para imponer su autoridad. Estas son también las mismas palabras que utiliza ahora el constitucionalista, Hermán Escarrá, frente al proyecto de reforma que pretende impulsar el presidente Hugo Chávez. Miembro de la Asamblea Constituyente que redactó en 1999 la actual Carta Fundamental, Escarrá denuncia la intención de Chávez de consolidar más su ya excesivo poder presidencial, eliminando lo que queda de descentralización e imponiendo un modelo autoritario, militarista, plebiscitario y de carácter unipersonal. El jurista, acusa al Presidente de fraguar un golpe de Estado orgánico y un fraude a la Constitución. Por ello, anuncia su oposición a la reforma y afirma que está resteado con la resistencia activa, con la movilización nacional, para impedir que Chávez acabe con la república.Para impedir que cruce el Rubicón.

– ¿Qué objetivos persigue la reforma constitucional?
– En primer lugar la perpetuidad de Chávez en el ejercicio del poder. Hay un grupo de artículos que podríamos sistematizarlos así, no sólo el de la reelección indefinida (...), y el segundo objetivo es el control absoluto de todas las instancias del gobierno, desde el ámbito local, pasando por el regional y toda la estructura nacional, ya no sólo de manera vertical sino también horizontal, con la emergencia de un poder comunal que controla de manera muy directa y atenaza financieramente el Presidente de la república.

– ¿Por qué dice que estamos frente a un golpe de Estado orgánico?
– Cuando digo que hay un golpe de Estado orgánico, siguiendo la doctrina constitucional sobre esta materia, es porque un órgano del Poder Público nacional –en este caso el Presidente de la república– acude a un método extra constitucional de ruptura con el Texto Fundamental, que es el de la reforma general. La reforma no es dable para sustituir la estructura de la Carta Magna ni tampoco para modificar los principios y valores como igualmente ocurre con el procedimiento de enmienda.

– ¿Entonces se pretende cometer un fraude a la Constitución?
– Al no ser viable el procedimiento de enmienda ni el de reforma general, lo que realmente está pasando es que se pretende producir un fraude al poder constituyente originario, al pueblo, y violentar el artículo 347 de la Constitución donde se establece que el poder constituyente reside en el pueblo. Ahora, el Presidente lo hace por una razón prag- mática. No lo hace en realidad por un desconocimiento constitucional del problema, lo hace porque tiene una Asamblea totalmente controlada, donde su reforma será aprobada a manos alzadas y finalmente irá a un plebiscito.

– Si ya ganó una vez ¿por qué Chávez querría evadir una constituyente?
– Si se convoca al poder constituyente del pueblo, se tiene que ir primero a un debate para la consulta pública sobre las bases de ese proceso (qué es lo que el país quiere cambiar). En segundo lugar, después que esto sea aprobado en un referéndum plural, tendría que hacerse una elección de los constituyentes en toda la nación: segundo debate. Luego debe organizarse el proceso constituyente: tercer debate, y luego, hay que ir a un procedimiento aprobatorio: cuarto debate. Eso es lo que Chávez quiere evitar. Él quiere ir por la guardilla, por detrás y finalmente terminar en un plebiscito como ya lo dijo con ocasión de la campaña electoral en la Plaza O`Leary. La verdad es que él ha sido consecuente con su planteamiento plebiscitario.

– ¿Cómo se manifiesta esa eventual concentración del poder que menciona?
– Chávez intenta atenazar todas las áreas de gobierno y todas las instancias, desde lo local, ciudadano, popular y regional hasta, la instancia nacional, en todas sus formas (...). Primero, porque militariza el territorio nacional. La única modificación que efectuó al artículo 11 –palabras de él–, es que puede mediante decreto crear zonas especiales militares en todo el territorio de la república. En segundo lugar, plantea la creación de las llamadas entidades funcionales, municipios y provincias federales, que nombra mediante decreto ley y cuyas autoridades él designa. No las elige la población o las poblaciones respectivas. Lo único que queda de manera residual es el poder revocatorio del pueblo. El pueblo los revoca pero no los elige.

– ¿Cuál será la relación entre esas autoridades que designe el Presidente y los mandatarios locales o regionales electos por el pueblo?
– El proyecto no lo establece hasta donde yo sé, pero en el discurso (del pasado miércoles ante la AN) sí aparece cuando les dice a los gobernadores y alcaldes que entreguen todas sus competencias al poder comunal. Es decir, la tendencia es a desaparecer la estructura del poder de los estados y, por supuesto, la estructura del poder de los municipios para trasladarlas a un Poder Comunal totalmente controlado por él.

– ¿Cuál será la consecuencia de todo esto?
– Además del centralismo, además de mayor competencia presidencial, la consecuencia será el debilitamiento absoluto, ya colocado residualmente, del régimen municipal, del régimen de los estados, de las gobernaciones y de la autonomía de los estados.

– El Poder Popular, tal como se plantea, no tendrá una estructura definida similar a los demás poderes públicos.
– Sí la tiene: la del Presidente de la república en primer lugar y luego de allí la organización en todo el territorio nacional hasta llegar a las comunas. Pero antes, ¿tú te acuerdas cuando se enseñaba que el municipio es la unidad primaria de la nación? Eso ahora desaparece. Ahora la unidad primaria de la nación sería la llamada ciudad comunal.

– Entonces no es simplemente un saludo a la bandera...
– Es una forma realmente de consolidar más el excesivo poder presidencial. Uno de los grandes problemas de América Latina y de Venezuela es el presidencialismo. Mientras no lo desmontemos y vayamos a un nuevo régimen político, sin lugar a dudas la mayoría de los problemas institucionales de la IV República, se revivirán en la V y en las que vengan. Tenemos que desmontar el presidencialismo porque tenemos un señor que es jefe de Estado, jefe de Gobierno, comandante en jefe de la Fuerza Armada Nacional (FAN), administrador de la hacienda pública nacional y, si se aprueba la reforma, será una autoridad en materia de política monetaria y además administrará a su discreción las reservas internacionales.

MONOCRACIA TUMULTUARIA

– ¿Todas las referencias a la descentralización, el federalismo, desaparecen de la Constitución?
– Eso terminó. El federalismo terminó, vamos a un centralismo, a un Estado unitario centralizado, a un modelo de autoritarismo con un Estado militar que se manifiesta en las modificaciones que propuso: eliminar la Guardia Nacional, crear la Guardia Territorial como apéndice del resto de los componentes; crear la milicia popular bolivariana como un componente más de la FAN.

– Al Consejo Federal de Gobierno se le cambia el nombre, deja de ser un organismo permanente y se le quitan las funciones de coordinación de las políticas regionales... 
– La implicación es que el Consejo Federal funcionará a discreción presidencial. No será un organismo de descentralización, ni de transferencia de competencias, ni de viabilidad técnica y financiera para la autonomía, el desarrollo y el progreso de los estados. Ahora todo va a depender de manera estricta y concentrada de lo que el Presidente, a su libre albedrío y discreción, decida.

– Aunque algunos califican como trampa cazabobos reducir la jornada de trabajo a seis horas, la oferta luce muy efectiva para hacer campaña a favor de la reforma.
– Sí, en realidad eso es lo que ha venido ocurriendo en Europa pero eso ha estado acompañado de otras decisiones (...). Eso estaría muy bien siempre que se cree un sistema de seguridad social, de bienestar, de compensación social, de orientación. Si tú no has creado ese plan ni lo vas a crear, sino que vas a utilizar esas horas para impartir socialismo y para la militancia obligada de todo lo que es este régimen tumultuario, de monocracia tumultuaria, sin duda alguna sería un derecho regresivo, y no progresivo

– ¿Cómo ve las reformas en el área económica?
– Muy graves. Todas son extremadamente graves. (Chávez) remueve todos los controles, que nunca los ha tenido ¡de paso! Tú has observado que él acuerda, él da, monta taladros, exige operaciones de crédito público sin seguir los procedimientos establecidos en la Constitución o en la ley. Ahora eliminó el Fondo de Estabilización Macroeconómica y va a ser una autoridad en política monetaria, va a manejar directamente los ingresos del Banco Central de Venezuela (BCV), además de las reservas internacionales. Es decir, nosotros vamos hacia una economía de capitalismo salvaje de carácter unipersonal.

– Sin embargo, en cuanto al modelo socioeconómico no hubo ninguna modificación.
– No hubo modificaciones importantes de ninguna naturaleza, excepto que se plantean nuevos modelos de propiedad. Cinco modelos, pero todos terminan en el Estado: él (Chávez) habla de la propiedad social, colectiva, comunal –directa e indirecta–, la mixta y la privada, pero todas terminan en el Estado.

– Entonces el socialismo del siglo XXI termina siendo la misma economía de mercado que se conoce.
– Es un capitalismo salvaje de economía de mercado, pero manejado de manera personal. Ahí es donde es necesario insistir en la importancia de desmontar el presidencialismo (...). Lamentablemente, tengo que decirlo, en el proceso constituyente del 99 se intentó ir, por lo menos, a un régimen parlamentario donde se diferenciara al jefe de Gobierno del jefe del Estado, pero no se logró. Lo que se hizo fue exacerbar las competencias presidenciales y ahora hemos llegado a unos extremos que ningún monarca, rey o presidente en el mundo tiene como competencias.

– ¿Cuál es la gravedad de las reformas propuestas en el área militar?
– En primer lugar hay un punto muy grave.Todas las democracias, y nuestras constituciones hasta 1999, habían mantenido la cláusula en virtud de la cual las Fuerzas Armadas están al servicio exclusivo de la nación y no de persona o parcialidad política alguna. Bueno, de un garrotazo el Presidente elimina eso y dice que la lucha es contra la oligarquía y el imperio. Creo que eso no tiene nada que ver, porque en la ejecución de su misión, la FAN no debe estar al servicio de Chávez o de sus intereses personales o de cualquier otro presidente. Ella debe estar es al servicio exclusivo de la nación venezolana. ¡Bueno! eso quedará totalmente eliminado convirtiendo a la FAN en una milicia pretoriana de carácter personal.

– ¿Eso abrirá las puertas para la eventual inscripción de militares en el PSUV?
– ¡Fíjate, no lo había pensado, pero sí! Al eliminarse que (la FAN) no está al servicio de persona ni de parcialidad política alguna, se abren las puertas a lo que sería el Estado militar.Todo lo que planteó el Presidente, la geometría del poder y el Estado militar es una concepción reaccionaria del militarismo de derecha más extrema. Eso se puede leer en los libros de Golbery do Couto e Silva Geopolítica del Brasil y en el libro de Augusto Pinochet, Geopolítica de Chile. Nosotros vamos hacia un Estado de la seguridad nacional que había sido superado después de la década de los 70.

– ¿Qué opina de la Reserva?
– ¡Bueno! (Chávez) la convierte en una Milicia Popular Bolivariana que es como la llama, en un componente de la FAN. ¡Ahora! ¿qué es la reserva? Es un organismo, un mecanismo de orden policial armado para la defensa nacional interna. ¿Qué significa eso? Que al final su movilización será frente a la resistencia, frente a la disidencia ciudadana en Venezuela, frente a la oposición en Venezuela.

NO AL REY CRIOLLO

– ¿Hacia dónde va Venezuela?
– Hacia un Estado militar si no lo impedimos. Hacia la idea de un estado de culto a la personalidad, monocrático y plebiscitario. Nosotros vamos para allá directamente.

– Usted dijo en un programa de televisión que estaba resteado. ¿Con qué?
– Con la resistencia activa, con la organización a nivel nacional de una gran movilización que ojalá sea la final, y con la idea de sustituir al régimen por el enorme daño que le está haciendo a la república.

– ¿Qué posición debe asumir la sociedad frente a esta reforma?
– En primer lugar la gente debe elevar sus niveles de conciencia, reunirse en grupo, organizarse, evaluar la propuesta de reforma, porque ahí está el verdadero pensamiento del régimen. Luego, estar dispuesta a la movilización nacional en el momento en que los escenarios políticos así lo exijan.

– ¿Propone ir a votar contra la reforma o llama a la abstención?
– No hemos discutido eso. ¡Ahora! todos estamos de acuerdo en decir No a la reforma constitucional. Ahora viene en lo interno (cuando digo nosotros, estoy diciendo toda la oposición organizada), vienen la próxima semana las reuniones para definir el rumbo a seguir en esa materia. Todavía no hay una posición definida. Lo único definido es el No a la reforma constitucional.

– ¿Es viable aplicar el 345 para que se vote por separado una tercera parte de la reforma?
– Yo creo que la idea es rechazar la reforma constitucional. Ahí no hay una sola norma salvable, excepto lo que tiene que ver con los derechos de los trabajadores y con la pluralidad étnica (...). Pero la idea es rechazar toda la reforma de esta nueva propuesta de reinado criollo.

¿No teme que una población prácticamente chantajeada por el chavismo termine votando la reforma?
– No. No tengo ese temor porque éste es un pueblo noble, sabio y es un pueblo además con un gran coraje civil.Y estoy seguro que en el momento que realmente el escenario político así lo exija, todos vamos a salir a la calle para no regresar hasta que este régimen no concluya.

– ¿Pero con un poco de campaña Chávez no podría lograr que se apruebe su propuesta?
Bueno él va a hacer campaña y nosotros también. Nosotros lo vamos a enfrentar. Sí, esta vez es distinto. Lo vamos a enfrentar duro. Nosotros formamos parte de una tendencia radical que quiere un cambio radical y vamos a ser duros con él. Nosotros no somos esa oposición melindrosa.








TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Agosto 2007  >>
LMMiJVSD
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31   

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog