Chávez, el dolor de cabeza de Uribe

Por Venezuela Real - 1 de Septiembre, 2007, 17:33, Categoría: Prensa Internacional

Ángel Sastre
La Razón - Argentina
01 de septiembre de 2007

El mandatario venezolano organiza una agenda paralela a la programada por Uribe durante su visita oficial a Colombia - Insiste en reunirse con miembros de la narcoguerrilla de las FARC y alarga su estancia cinco horas más de lo previsto

BUENOS AIRES- La visitas del presidente venezolano, Hugo Chávez, suelen dejar malos recuerdos para los anfitriones que lo reciben con la sonrisa puesta pero que ven cómo los encuentros acaban convirtiéndose en una proclama antiimperialista. En algunos estados Chávez cuenta con el beneplácito de sus gobiernos, auspiciados y financiados con el dinero de los petrodólares. Pero en esta ocasión se trata de Colombia, país al que Estados Unidos pretende utilizar como «lanza de ataque» contra el caudillo.

En el aeropuerto militar Catam, Chávez dijo que llegó a Colombia con las mejores intenciones y se declaró optimista por el aporte que pueda hacer al acuerdo humanitario. «Pido a Dios poder contribuir en el tema del canje humanitario, en la búsqueda de la paz, que es la paz para Colombia y para Venezuela,  unión e integración», expresó.

Uno de los principales desencuentros entre ambos mandatarios fue el tema de la agenda. Mientras que para Chávez lo esencial de la visita al vecino era encontrar salidas al intercambio de rehenes que pretende la narcoguerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). Sin embargo, para Álvaro Uribe ése era un punto más, pues al mandatario conservador le interesaba mucho más evaluar otros asuntos, como el avance del oleoducto binacional, los peajes en la frontera y el intercambio comercial entre los dos países.

Pero éstas no fueron las únicas discrepancias surgidas entre ambos gobiernos. El pasado jueves, en vísperas de la visita, se supo que el mandatario venezolano no estuvo conforme con la rigidez de la agenda definida por la Casa de Nariño, sede de la Presidencia colombiana, e insistió en reunirse con familiares de secuestrados y de miembros de la guerrilla marxista presos. La definición de la agenda, que comenzó a prepararse desde hace dos semanas, se convirtió en un tira y afloja que hasta horas antes de la llegada del caudillo bolivariano no había terminado.

LA RAZÓN supo que el equipo de Chávez encontró dificultades para que el mandatario se reuniera en la Quinta de Bolívar de Bogotá con familiares de los secuestrados y de los guerrilleros presos en cárceles colombianas, como era su deseo aunque finalmente acabo lográndolo. Además, también transcendió que el Gobierno colombiano pretendía «despachar» a Chávez en cinco horas. Sin embargo el mandatario venezolano estará en el país más tiempo del previsto. Concretamente cinco horas más, en lo que se considera otro pulso a su contendiente colombiano.

La llegada del presidente Hugo Chávez a Colombia se produjo en momentos en que se da una gran presión internacional sobre el presidente Uribe, en busca del acuerdo humanitario para intercambiar rehenes que la narcoguerrilla mantiene secuestrados por pistoleros de las FARC que se encuentran cumpliendo condena en las cárceles colombianas. Esta negociación involucra a varios países europeos y latinoamericanos, que podrían estar tratando de «suavizar» la postura de Uribe, en guerra frontal contra las FARC tras el asesinato de once diputados en junio, en favor de un canje temprano. La más evidente de estas presiones fue la llamada que el presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, hizo en las últimas horas a Chávez y a Uribe para apoyar la búsqueda de una negociación que ponga en libertad a los secuestrados.









TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Septiembre 2007  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog