Realidad plebiscitaria y excluyente

Por Venezuela Real - 23 de Septiembre, 2007, 16:29, Categoría: Política Nacional

Juan Martín Echeverría
El Universal
23 de septiembre de 2007

El fundamentalismo imposibilita a quien lo padece de valorar lrealidada  con sentido común

La argumentación que desarrolló Elías Canetti sobre "el alivio del superviviente", está presente las 24 horas del día en Venezuela, ya se hace una realidad de todos los días la familia que exclama ante un atraco, extorsión o amenaza, que por lo menos no asesinaron a la víctima, y en los barrios y en la frontera, la gente se despide, cuando va al trabajo, con la esperanza maltratada porque quizás no vuelvan a verse.

El grupo de riesgo crece exponencialmente, tanto por los delitos de alta violencia como por la discriminación política, que excluye a un porcentaje elevadísimo de los ciudadanos, mediante la vigencia del socialismo radical, y los convierte en integrantes de un inmenso apartheid político, a través del sistema judicial y el rechazo del tratamiento igual que establece la letra de la Constitución, hasta negar el mínimo de participación a quienes disienten.

La reforma constitucional consagra la estrategia de los organismos paralelos, con las vicepresidencias regionales y la discriminación, con la exigencia de un socialismo que debe beberse, comerse, respirarse y tratar con guantes de seda; porque de lo contrario las consecuencias son aplastantes: allí están los perseguidos políticos y Gente del Petróleo.

Hace unos años en conversación con un alto funcionario, éste me afirmó, de manera rotunda, que quien no estuviera de acuerdo con la revolución tenía que irse del país, yo le respondí que el Gobierno mantenía una actitud entreguista ante nuestros reclamos territoriales con Guyana y Colombia y por otra, que quedaríamos aún mas despoblados si se iba el 40 o el 60% de la población y que yo esperaba poder acompañar, a la hora de mi fallecimiento, a mis ascendientes. Increíblemente se excusó y se trata de alguien bien fundamentalista.

En la calle es fácil oler y palpar miedo, tanto de la oposición como de las filas socialistas, e incluso entre los más radicales, aquellos que se alimentan del revanchismo y cuya racionalidad es sui géneris, ya que enarbolan esa idea, fascista y obsesiva, de quien no apoye con alma corazón y vida la reforma constitucional es un golpista; además debe apoyar la aprobación en bloque, recitar los 33 artículos de la reforma durante sus horas de sueño más profundo y erradicar todos los colores, salvo el de la sangre.

El fundamentalismo, como ciertas adicciones a las drogas y al alcohol, imposibilita a quien lo padece de mirar y valorar la realidad con sentido común, espíritu igualitario, tolerancia y sentido de la negociación. Valga la expresión del líder de un grupo guerrillero, que manifestó que él ordenaba matar a los contrarios para hacerlos reflexionar. ¿Será en el más allá o en el más acá?

El mundo se mueve en un escenario de diversidad cultural, pluralidad de ideas, descentralización y no de un terremoto y sus consiguientes réplicas, que busca destruir todas las instituciones, cuando tarde o temprano el régimen las va a necesitar. Basta comparar la solidez de la educación privada con la improvisación de las escuelas bolivarianas, o Barrio Adentro sin un sistema hospitalario que funcione, o las futuras vicepresidencias, dejando a un lado los gobernadores y alcaldes elegidos por el poder soberano de los ciudadanos. Definitivamente la realidad es plebiscitaria y excluyente.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Septiembre 2007  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog