Recorte de jornada sólo arropará a la mitad de la fuerza laboral

Por Venezuela Real - 27 de Septiembre, 2007, 10:19, Categoría: REFORMA CONSTITUCIONAL

SUHELIS TEJERO PUNTES
EL UNIVERSAL
27 de septiembre de 2007

Se reducirán las posibilidades de mejorar beneficios contractuales

La reducción de la jornada laboral a seis horas diarias y a 36 horas semanales no será válida "para diputados, ministros, ni vicepresidente, ni Presidente mucho menos", tal como lo expresó el jefe de Estado, Hugo Chávez, durante la presentación del proyecto de modificaciones a la Constitución Nacional.

Pero tampoco lo será para casi la mitad de la población activa que no se maneja bajo relaciones de trabajo formales. Y es que 49% de la fuerza laboral en Venezuela está representada por trabajadores informales o por desempleados, quienes no sentirán en lo absoluto la disminución de la jornada.

De un universo activo que, de acuerdo con la data del Instituto Nacional de Estadística (INE) asciende a 12,4 millones de personas, apenas 6,3 millones de ellas -trabajadores del sector formal de la economía- verán como una realidad la posibilidad de laborar, como mucho, seis horas al día.

Pero, incluso, la medida podría implicar un cambio aun para menos personas. Según datos que maneja el Ministerio del Trabajo y Seguridad Social, el promedio entre los casi dos millones de trabajadores que laboran en la Administración Pública es de 37,5 horas a la semana, bastante cerca del límite máximo de 36 horas semanales que impondrán las modificaciones a la Carta Magna, en caso de que sean aprobadas.

Incluso, los empleados y obreros del sector universitario, así como los de la Asamblea Nacional, tienen un horario que les permite promediar 35 horas semanales de trabajo.

Los mismos datos que maneja el despacho laboral indican que los trabajadores de las empresas básicas cuentan con una jornada semanal de 40 horas. De allí que se calcule la incorporación de 2.250 nuevos empleados a este sector luego de que el recorte al horario de trabajo entre en vigencia.

Tomando al sector privado y al público en conjunto, el INE calcula que 45,5% de la población ocupada en Venezuela trabaja entre 31 y 40 horas semanales, mientras que 40% labora más de 40 horas a la semana, según una reciente encuesta.

Esto quiere decir que prácticamente la mitad de los trabajadores que estarían afectados por la reforma constitucional, en lo que a la reducción de la jornada respecta, ya están bastante cercanos a cumplir la meta de trabajar menos.

Peso en el bolsillo

En el corto plazo los empleados y obreros no verán las consecuencias negativas que tendrá el recorte del horario, pues los efectos, al menos en el caso de la masa laboral, más bien llegarán a mediano plazo.

Para el economista Ángel Alayón, la reducción de la jornada laboral va a repercutir en las negociaciones de convenciones colectivas y de salarios, porque el incremento va a ser menor al que habría sin la disminución de las horas de trabajo.

Esto se debe a que las empresas no tendrán igual capacidad de generar producción, pues los costos asociados a la medida tendrán un impacto directo en el desempeño empresarial, en algunos casos más graves que otros.

Alayón destacó, tal como ya lo han alertado algunos empresarios, que sectores como la construcción y el comercio podrían quedar severamente perjudicados tras la reducción de la jornada, debido a que el componente laboral en sus finanzas es mayor al del promedio.

"Muchas empresas no podrán sostener la misma cantidad de trabajadores. La gran mayoría va a ser perdedora", destacó el analista económico.

Por ello, Alayón considera que la decisión de trabajar un máximo de seis horas al día a la larga provocará desempleo. Recalcó que en las naciones donde se ha implantado la medida la generación de puestos de trabajo no ha sido posible.

Aun con las señales de alerta que se encienden con la implantación de la medida, por los momentos, las normas que regirán el nuevo esquema de jornada laboral son un misterio. Desde el Ministerio del Trabajo adelantan poco al respecto, aunque ya una comisión se encarga de ordenar los estudios para que su vigencia sea lo menos traumática posible.

Hasta ahora el despacho laboral ha sido contundente al destacar que el recorte del horario laboral será una medida extensiva a todo el sector productivo y, además, sin trato preferencial para sector económico alguno.

Entre los aspectos analizados por el ministerio está la posibilidad de aumentar el tope máximo de horas extraordinarias -que ahora es de 100 horas al año-, lo que facilitará la aplicación de la reducción de la jornada, pero no resolverá el incremento de los costos para las empresas.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Septiembre 2007  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog