Deforma la Constitución

Por Venezuela Real - 18 de Octubre, 2007, 14:59, Categoría: REFORMA CONSTITUCIONAL

OVIDIO PÉREZ MORALES
El Nacional
18 de octubre de 2007

Deformar es lo que pretende el "Proyecto de Reforma" de nuestra Constitución.

Antes de cualquier observación, recordemos que lo humano suele comportar ambivalencia y todo conjunto malo o rechazable incluye elementos positivos. El mal puro no se da.

De allí que es indispensable, al juzgar, ejercer el discernimiento. Cosa para la cual poco nos educamos.

Otra nota preliminar. Particularmente en temas como el presente es necesario priorizar los principios y criterios fundamentales, las líneas gruesas, las tendencias dominantes.

En consecuencia, subrayaré y razonaré sobre un par de cuestiones que justifican mi leal y firme rechazo al referido proyecto En primer lugar, lo propuesto no es una "reforma". Es una nueva Constitución. En efecto, lo que busca –y explicita, por ejemplo en el artículo 318- es establecer un "Estado socialista", en contradicción con el Preámbulo y los Principios Fundamentales de la Carta Magna de 1999 (todavía, por tanto, menor de edad). Se quiere reformular a fondo la naturaleza, estructura y fin del Estado, según una tendencia neta a la concentración centralista del poder, al colectivismo dirigido y manejado desde el vértice de la pirámide oficial, al total control del pensamiento y de la organización sociales, al "culto a la personalidad" exacerbando las atribuciones del jefe de Estado; todo ello en una línea castrocomunista y de reminiscencia leninista-estalinista.

En segundo lugar y más en profundidad histórico-cultural, "pueblo" resulta en el proyecto una categoría restrictiva, excluyente, tipo apartheid, en cuanto incluye sólo a la gente calificada por su adhesión, participación en el "socialismo" (Véase por ejemplo el artículo 70). Los venezolanos seríamos reconocidos como tales (ciudadanos, patriotas...), en cuanto "socialistas". Se subraya lo "popular" pero distorsionándolo sustancialmente, como en las "democracias populares", totalitarismos puros y simples. Se habla de un poder emergente de las bases, pero el complejo entramado del texto (véase artículos 16 y 136) plantea su dependencia del Poder Nacional (ejecutivo, presidente).

El "socialismo del siglo XXI" –"¡bolivariano!" no se propone como un proyecto alternativo dentro de un pluralismo democrático (como en Chile y otros países cercanos y lejanos). Se presenta dogmáticamente como "la verdad" y "el futuro", ante los cuales no cabe sino la ciega aceptación (muy bien vigilada, por cierto, por las vanguardias iluminadas-armadas). Por eso define "socialista" no sólo al Estado sino también a las dimensiones (económica, política, ético-cultural) de la sociedad, base y fin de aquél. Es un "fin de la historia", distinto del de Fukuyama.

Constitución y leyes, gelatinosas y transitorias, se interpretan como meras funciones respecto de la "revolución" (socialismocomunismo). Si este "proyecto" va, puede que dentro de poco tiempo venga otra "reforma" (Constitución).

Algunos detalles. El proyecto no entra en educación y comunicación social; la lógica de aquél las arropará. Dentro del Estado "socialista", la "Fuerza Armada Bolivariana" (artículo 329) tendrá que ser "Ejército rojo"-rojito.

Quedan cuestiones abiertas.

Pero este "socialismo", como una religión, exige actos de fe.

El líder-síntesis del "pueblo" iría formulando y puliendo las proposiciones de este extraño "credo", al cual un humanista creyente –que afirma la centralidad y trascendencia de la persona, y a Dios como el único absoluto y adorableno puede adherir.

NB En una serie de campos la "reforma" ya se está aplicando.

¿Qué significa entonces Estado de Derecho?






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Octubre 2007  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog