Cómo enfretar al régimen chavista

Por Venezuela Real - 19 de Octubre, 2007, 13:37, Categoría: Oposición/Resistencia

RM
Internet
19 de octubre de 2007

El problema no es jurídico, ni de ética personal. Es político. 

A) Este régimen es espúreo desde sus inicios, porque está basado, no en uno, sino en varios golpes de estado.
1- El referendum que convocó a la constituyente era inconstitucional por dos razones, No estaba previsto en la constitución del 61 y el método de elección violaba la representación proporcional por lo que la asamblea que resultó no era una representación equitativa del electorado. Por lo tanto fue un golpe de estado.
2- La disolución del Congreso y su substitución por el congresillo fue otro golpe. Las leyes que promulgó y las autoridades que nombró fueron espúreas.
3- El cambio de la composición del TSJ, que se logró gracias a un cambio ilegal del reglamento de debates de la AN, fue otro golpe más.
4- El no reconocimiento de las firmas del revocatorio, con la intromisión de la sala constitucional en los asuntos de la sala electoral, a mi modo de ver fue un casi-golpe.
5- En el revocatorio hubo un fraude que fue demostrado.  etc, etc, etc. 

B) Es obvio que el régimen quiere establecer una dictadura y que viola descaradamente el estado de derecho. 

 C) Al aprobarse la nueva constitución, la dictadura quedaría establecida. Que esta mal llamada reforma sea inconstitucional, por modificar partes fundamentales en los primeros 33 artículos propuestos por Chávez y por no haberse cumplido con las tres discuciones en los otros 25 de la AN es también obvio. 

D) Sin embargo el régimen tiene actualmente un amplio apoyo popular, quizas todavía mayoritario. Este es el principal problema político.  Entonces el problema es cómo se lucha más efectivamente contra este régimen, que desde el 2000 es espúreo y con la nueva constitución lo será todavía más. Es un problema de pragmatismo político pero también de ética política. En política, la ética, o sea el bien y el mal, está determinada por los resultados de la políticas, no por la intenciones ni por las posiciones personales de principio.  ¿Qué opciones hay?

1- No hacer nada y esperar que el régimen se caiga por su propia ineptitud. Regímenes mucho peores que este han durado decenas de años. Cuba, Corea del Norte, Zimbawe, Birmania, etc.. No se caen solos. 
2- Insurrección armada. Dada la fortaleza del gobierno implicaría una verdadera guerra civil. El gobierno lleva años preparandose para ella. Sólo podría tener algún éxito si la insurrección tuviera un fuerte apoyo internacional. La experiencia mundial y venezolana nos enseña que las insurreciones raramente tienen éxito. Usualmente terminan con una tiranía de la parte vencedora o con un acuerdo político después de miles de muertos y la destrucción del país. La guerra civil es el mal absoluto. Es sin lugar a dudas lo peor que pudiera pasar. 
3- Invasión extranjera. A parte de que en las condiciones internacionales actuales es muy improbable, terminaría de todas maneras en una guerra civil. 
4- Golpe militar. Si los militares del 2002, que eran del viejo régimen, pusieron la cómica con Carmona, que podemos esperar de los militares de ahora. Si hay un golpe sin haberse resuelto el problema de fondo, que es el apoyo popular que tiene Chávez, el resultado no puede no ser sino una dictadura feroz, que duraría muchos años y la eternización del problema político. Vease Chile y Argentina. Un remedio peor que la enfermedad. 
5- Magnicidio. En un régimen como este surgiría un heredero de su entorno, igual o peor que él. Se habría creado un martir que el sucesor manejaría en su beneficio. 
6- Insurrección civil prematura para impedir el referendum. La historia no se repite. No habrá un nuevo 11 de abríl, ni un nuevo paro, que "ahora sí será en serio". Las condiciones ahora son otras, más desfavorables. Chávez ahora tiene el control total del ejercito, además de la milicia. Tiene dominado al capital. Domina los medios. Además está implantando la dictadura, no tendría ningún empacho en producir una represión feroz, masacrando a la población inerme, y acabando con toda la oposición. Por lo demás hasta internacionalmente los insurrectos quedarían como una minoría antidemocrática que quiere impedir la expresión de la voluntad popular. Una política de este tipo está dirigida a los ya están en contra del régimen, y produce el rechazo de los que apoyan al gobierno, pero que pudieran adversar la reforma. Es más, divide y desmoviliza también a la oposición. 
7- Hacer política. Atacar el problema de fondo erosionando el apoyo a Chávez. Para esto hay que participar. Usar todos los resquicios de libertad que deje el régimen, aún después de la implantación de la nueva constitución. En las condiciones que sean. Hay que organizarse, no continuar cediéndole el terreno al régimen como hicimos en una actitud suicida en las parlamentarias del 2005. Si tuvieramos aunque fueran 10 diputados hoy la situación sería muy distinta.

Es triste que los que liderizan la oposición a la reforma sean los diputados de Podemos. Claro que el CNE está vendido, claro que hay un ventajismo apabullante, claro que el REP es muy poco confiable, pero aún así no tiene ningún sentido reuír la confrontación en el terreno natural de la política que es el electoral. Es la única manera de establecer un contacto con esa gran masa de pueblo que apoya a Chávez.

No participando simplemente no existimos. Si además propiciamos una insurrección lo que hacemos es producir el rechazo de ese 30% de ni-ni, para no hablar del chavismo duro. Si creemos que somos mayoría entonces, entonces ¿por qué no participar? Si no participamos porque perderíamos, entonces le damos la razón a ellos: no somos democráticos.

¿Que seguramente harán fraude? Falso, como en toda elección lo pueden hacer sólo si dejamos que lo hagan. El sistema actual con las auditorías en caliente y con la escogencia al azar de las mesas que se escrutan es más que suficiente para detectar cualquier fraude. En ninguna de las elecciones posteriores al revocatorio se ha demostrado que haya habido un fraude en las urnas. Para asegurarse de que no haya fraude simplemente hay que tener suficientes testigos.

El proceso electoral mismo es la mejor opertunidad para organizar a la oposición. Que por lo menos se vean obligados a tratar de hacer el fraude. No ir a votar en el referendum es lo mismo que votar SÍ. Los derechos se defenden ejerciendolos. Es importante votar para que no desmejoren aún más las condiciones electorales.

¿Que Chávez necesita de una masa de gente votando para legitimar la elección?. También falso. Lo único que le importa a Chávez es ganar el referendum, aunque sólo vaya a votar un millón de personas.  Aunque no hubiera ninguna posiblidad de ganar el referendum lo lógico es participar por las razones antes expuestas. Pero en este caso hay una posibilidad real de propinarle una derrota a Chávez en las urnas, impidiendo la implantación de la dictadura.

Esto es debido a que:

1) la presidencia de Chávez no está en juego, por lo que la participación chavista tiende a ser menor;
2) una buena parte del electorado chavista no está de acuerdo con muchas de las reformas propuestas. Por eso es tan lamentable que la oposición esté desmovilizada y que la propuesta con más aceptación sea la abstención, lo que en la práctica significa regalarle el país a Chávez. 







TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Octubre 2007  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog