Dinero llama a dinero

Por Venezuela Real - 25 de Octubre, 2007, 18:29, Categoría: Gente de Chávez

Patricia Torres Uribe
TalCual
25 de octubre de 2007

Un vendedor de equipos electrónicos devenido en dueño del principal grupo petroquímico privado del país en menos de 10 años. Un experto naviero que en menos de un lustro ha multiplicado su flota por 20 y es dueño de un canal de televisión abierta. Y un financiero que se desplaza en helicóptero y amasa una fortuna "incalculable". Tres retratos de la pujante boliburguesía

M ientras el presidente Hugo Chávez prédica que ser rico es malo, llama a reducir los salarios de la administración pública –sin que nadie parezca escucharlo– y prohíbe entregar divisas para importar camionetas Hummer o whisky 18 años, una nueva casta de millonarios crece alimentado por los petrodólares del gobierno.

Por diferentes vías, hábiles hombres de negocios, comerciantes y financieros, han aprovechado la coyuntura política de los últimos 8 años para hacer crecer rápidamente sus fortunas personales. La mayoría no superan los 50 años y a todos les gusta el lujo.

Una élite que de nuevo cuño, que nace bajo el amparo de pesados padrinos políticos. Con tan buena compañía, no hay riesgo económico.
 
FRANKLIN EL QUÍMICO

"¿Franklin dueño de Venoco? ¿De cuándo acá?".

Eso fue lo primero que comentó un conocido de Franklin Durán Guerrero cuando el caso de Guido Antonini Wilson y su maletín de 800 mil dólares puso a rodar el nombre de Durán en los medios.

Veinte años atrás, el negocio de importación y venta de equipos electrónicos hizo que se cruzaran sus caminos. Entonces, el actual dueño de Venoco tenía alquilado un local en el nivel C2 del Centro Comercial Ciudad Tamanaco, en Caracas; allí puso a funcionar una tienda que exhibía en sus vitrinas los televisores y consolas de juego y video que traía de Miami. En el negocio trabajaban también su padre y sus dos hermanos, Pedro y Carlos. No les iba mal, dice el amigo, pero tampoco nadaban en dinero: "Estás hablando de compras de entre 100 mil y 300 mil dólares. Yo manejaba presupuestos similares y hasta mayores. Hice plata, pero no como para comprar Venoco ni tener un caserón y una flota de carros de lujo en Miami. Para eso se necesitan millones". Y efectivamente es así: Durán y su socio, Carlos Kauffmann, pagaron en 2004 cerca de 30 millones de dólares para adquirir Venoco, la principal industria petroquímica privada del país, anteriormente en manos de la familia Pérez Recao.

¿Cómo reunió Durán tanto dinero en tan poco tiempo? Es un misterio. Otro conocido de los noventa, sin embargo, recuerda que el comerciante no tenía empacho en admitir su condición de testaferro del hijo de un importante dueño de medios, que entonces tenía prohibida la entrada al país. Incluso se desplazaba en un Porshe anaranjado, con varios años encima, que el vástago del empresario le había regalado.

En el camino, se supone que Durán incursionó en el negocio de venta de equipos de seguridad, a través de Ruibal & Durán que fundó en 1986.

La firma, por cierto, estuvo involucrada en un escándalo por presunto tráfico de armas en relación con una compra solicitada a la gobernación de Yaracuy en 2003. Pero también se trató de un negocio menor, inferior al medio millón de dólares.

El currículo de Durán en el último prospecto de Venoco, presentado a principios de año, parece dar pistas de por dónde pueden venir los tiros de su actual éxito económico. La breve síntesis incluye actividades como "desarrollo de proyectos agropecuarios desde el año 1991", importación y distribución de licores a través de la empresa Milesimia C.A., "desarrollador e inversionista de proyectos inmobiliarios en Florida (EEUU). Dueño de Venus Suply Limited en sociedad con Guido Antonini Wilson, socio fundador de la Constructora 2306, socio Fundador de Triozon C.A. (fábrica de filtros de agua), y socio director de Perfoalca, dedicada a servicios y perforaciones petroleras, y en la cual también figura otra vez Kauffmann y Daniel Albornoz, también vinculado con el gobierno. Sus conocidos de los tiempos del CCCT desconocían estos negocios. "Hasta que ganó Chávez lo suyo era los equipos electrónicos".

Lo cierto es que con este grupo de empresas bajo su égida (dos de ellas muy bien vinculadas con Pdvsa: Venoco y Perfoalca) Durán goza una vida de ricos y famosos, con una propiedad en Miami valorada en 4 millones de dólares.
 
EL SEÑOR DE LAS PISTOLAS

A finales de 2004, Wilmer Ruperti adquirió en una subasta de Christie’s en Nueva York, un par de pistolas Simón Bolívar compró en París en 1805. El empresario venezolano pujó hasta que su oferta de 1 millón 600 mil dólares sacó del juego al resto de los interesados, y la casa de subastas obtuvo más del doble del estimado para las rarezas bolivarianas, calculado en 700 mil verdes."La obra de Simón Bolívar tenía que regresar a casa", argumentó Ruperti para justificar el monto.

El negocio, sin embargo, no le salió bien. Los chismes dicen que su intención era regalárselas a Hugo Chávez, pero el Presidente no aceptó. Ruperti, sin embargo, tenía sobradas razones para agasajar así al jefe de Estado.

Hijo de inmigrantes italianos, criado en Catia La Mar, Ruperti ha visto varias veces cómo se multiplica el valor de su fortuna personal, a expensas del gobierno bolivariano.

En enero del 2003, su actuación ayudó a romperle la columna al paro petrolero, decretado por los trabajadores de la industria un mes antes.

Como un sabueso, olfateó la oportunidad y puso a la orden del gobierno su barco y contactos en el mundo naviero para reanudar la venta de petróleo venezolano.

La jugada maestra le valió, además de mucho dinero, una condecoración y varios contratos de exclusividad para transportar combustible criollo. Aunque no fue la pieza más importante para romper el bloqueo, su nombre quedó como la cara visible de la hazaña, y ni siquiera las infladas tarifas que se ha dicho cobró entonces obligado por la coyuntura (según una fuente de PDV Marina, hasta tres veces el precio regular), lograron empañar su imagen.

Hoy desde sus oficinas, que ocupan dos pisos del edificio Parque Cristal en Caracas, Ruperti dirige un imperio naviero que dentro y fuera de Venezuela le ha ganado el mote de Midas. Al volante de un BMW a prueba de balas, recorre la capital y se da el lujo de encargar encuestas que cuestan miles de dólares para medir el pulso político del país. Sólo en la antesala de las últimas presidenciales, dijo al Wall Street Journal, pagó 60 mil dólares por un estudio que confirmó la cómoda ventaja del mandatario.

Convertido en el principal agente naviero privado del país en menos de cinco años –gracias a una flota, que de un barco, supera ahora los 20 buques fletados–, sus planes incluyen la creación de un banco marítimo. Recientemente, además, invirtió 26 millones de dólares para transformar el canal de TV abierta en frecuencia UHF, Puma TV, que había adquirido años atrás, en el Canal i: una estación todo noticias que aspira arrebatarle mercado y protagonismo a Globovisión.
 

HACEDOR DE BONOS

"Se trata de un experto operador financiero que se desempeña en Venezuela con buenos vínculos en el sector oficial y que estaría influyendo en ciertas operaciones financieras que se están haciendo en el país".

Hace dos semanas, así presentó el ex vicepresidente José Vicente Rangel al financiero Moris Beracha, en los confidenciales de su programa dominical que transmite Televen. Beracha, que ha estado vinculado al mundo de las finanzas a través de Empresas Bestinvest y Westfalia Investment, ha sido siempre un hombre de dinero.

Sin embargo, personas cercanas a las esferas financieras del país aseguran que sus activos se han multiplicado exponencialmente en los últimos cinco años, al punto de utilizar "incalculable" como el mejor adjetivo para describir su fortuna.

Dueño de una exclusiva propiedad en Alto Hatillo y otra en La Sabana –en el litoral central–, sus vecinos dicen que no es extraño verlo arribar en helicóptero. Incluso, un empresario venezolano residenciado en Nueva York dice haberlo visto por los alrededores de la nueva Trump Tower en plan de comprador. Las emisiones de bonos hechas por el gobierno en el exterior serían su más lucrativa fuente de ingresos.Vinculado en el pasado con el ex ministro de Finanzas, Tobías Nóbrega, este año adquirió junto a otros empresarios identificados con el gobierno –como Danilo Díaz Granados– el portal económico Descifrado y la revista Exceso.

Este empresario, sin embargo, exhibe en su historial una mancha que bien podría hacerlo caer en desgracia. En la página en internet del Comité de Finanzas del Partido Republicano está registrado que Beracha aportó en 2002, dos mil dólares a la causa de la tolda política de George W. Bush. Otro dato en línea es su figuración en el 2000 como director del banco peruano BKN Bank, que ese mismo año fue intervenido por "encontrarse incurso en la causal de suspensión del pago de sus obligaciones". Finalmente en 1993, Antonio Cella presentó una denuncia en su contra por presunta extorsión y estafa. En el caso también aparecieron los nombres de Salomón Mabari y Samy Morgenstern.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Octubre 2007  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog