La gasolina volará

Por Venezuela Real - 8 de Noviembre, 2007, 15:35, Categoría: Economía

Gustavo Gil
TalCual
08 de noviembre de 2007

El ajuste fiscal que incluye devaluación y aumento doméstico del precio de la gasolina, obligará a los inversionistas a sacar sus paraguas ante el chaparrón que se avecina, según Aurelio Concheso

Aurelio Concheso llega al Valle Arriba golf club y escucha la voz de su caddie quien, viendo el horizonte, le dice: –Señor, Petare cuadró. Esas tres palabras son más que suficientes para obligarle a sacar el paraguas y jugar bajo un fuerte aguacero los siguientes 19 hoyos.

Al terminar su exposición ante un auditorio de inversionistas extranjeros y periodistas de la fuente económica, Concheso utilizó la analogía para explicar por qué lo que el llama "El Ajuste que Vendrá" ofrece la oportunidad de entender las peculiaridades de la economía venezolana y augurar tiempos tormentosos.

Concheso denomina esto "la historia recurrente", que no es otra cosa que los períodos durante los cuales Venezuela ha soportado tres "chaparrones" y que se circunscriben a los últimos 25 años. Estos son: –El "viernes negro" (18 de febrero 1983) –La transición Lusinchi-Perez (1989) y –La transición de Caldera II-A a Caldera II-B (1996)

¿Vendrá el ajuste Chavez?
Yo no tengo idea de qué hará el gobierno el año que viene, pero si siguen con las mismas políticas habrá una situación que va requerir un ajuste y mientras más se demore más severo va a ser.

Eso no necesariamente tiene que suceder, porque el gobierno tiene a mano un instrumento poderosísimo que es aumentar el precio de la gasolina. Ya el Presidente lo anunció a principios de año y si se decide a hacerlo y paralelamente decide aumentar las tasas de ahorro y restringir la liquidez, equilibrará sus cuentas y matará las expectativas inflacionarias, aun cuando sacrifique crecimiento del PIB. El problema fundamental es el siguiente: cuando los desajustes se dejan por mucho tiempo, estos se van agudizando y generan distorsiones como las que estamos viendo en el mercado cambiario y en los altos precios y escasez de los artículos de primera necesidad–, argumenta Concheso.

LA BRECHA CAMBIARIA

En el histórico, la brecha cambiaria ha tenido el siguiente comportamiento –según el estudio Concheso–, en febrero de 1983, el bolívar se devaluó de 4 a 10 por dólar (132%); en enero de 1989, cayó de 14,50 a 35 bolívares por dólar (141%); en abril de 1996, la devaluación fue de 175 a 450 bolívares por dólar (154% ); en octubre de este año el dólar se estaba cotizando a 2.150 bolívares a tasa oficial y a 5.550 bolívares, en el mercado paralelo (158%) y a principios de este mes, el dólar permuta se cotizaba a 6.750 bolívares, 214% más caro que el dólar oficial.

"Aunque las autoridades dicen que el cambio paralelo representa tan sólo 5% de las transacciones externas, hay que tomar en cuenta que la brecha cambiaria estimula la sobrefacturación de importaciones y subfacturación de exportaciones, es el marcador de las transacciones inmobiliarias, es el precio al que tienden los productos y servicios no controlados y es la paridad con la que hay que constituir las reservas con los proveedores cuando Cadivi retrasa las autorizaciones", señala.

El ex presidente de Consecomercio critica la manera como se han venido manejando las cuentas de las reservas monetarias. Al respecto asegura que "la contabilidad de las reservas venezolanas se ha complicado mucho. Anteriormente, con remitirse al saldo que ofrecía el Banco Central de Venezuela, era suficiente para hacer unos análisis sensatos en torno a unas cifras que eran ciertas y fidedignas. En este momento hay varios lugares donde supuestamente reposan los fondos de la nación, pero el acceso a esa información es limitado, por no decir que prohibido. No tenemos cómo saber el saldo que tiene Fonden, por ejemplo. El asunto es que no hay dinero, sino que no se sabe cuanto dinero hay ni qué comprometido está", advierte.

PRESUPUESTO Y PETRÓLEO

Concheso coincide con la mayoría de los analistas en la sobre estimación de la producción petrolera y la sub estimación del precio del crudo, en la elaboración del proyecto de ley del presupuesto nacional 2008.

El gobierno está sobrestimando la producción petrolera y subestima el precio. Los cálculos que yo hago permiten verificar que el saldo de los dólares por ingreso petrolero coincide con el saldo que surge de sincerar la producción y los precios reales del crudo. A ver: para saber qué producción y qué precios reales tiene Venezuela hay que deducir el consumo interno, 750 mil barriles diarios; la exportación a precios preferenc! iales, 1 00 mil barriles diarios; lo cual arroja una producción de 1.500.000 barriles diarios que a precios de 70 dólares arroja una suma cercana a los 39.000 millones de dólares, que es el saldo de las exportaciones petrolera previstas para 2008.

Hay escasez de productos de la dieta diaria y Mercal no abastece hoy como antes. ¿Cómo explicar este fenómeno?
Cuando el Estado se inmiscuye en el proceso de la cadena de distribución, ocurren fenómenos como los que estamos observando este fin de año. Hay escasez de los productos de la dieta básica, pero estos aparecen en los mercados informales y en las localidades fronterizas como Cúcuta y Arauca, en Colombia o Manaos, en Brasil. Al principio, cuando implantaron los controles todo funcionaba bien y parecía que iba a continuar así, pero cuando hay distorsiones en los precios y los productos que el Estado distribuye son más baratos que los del mercado, en general viene la escasez. Las autoridades de Mercal reconocen que algunos de sus empleados pasan la mercancía a los actores de la cadena de distribución de los buhoneros.

Estas irregularidades no se pueden combatir con medidas policiales, es menester sincerar los precios. Mercal comenzó erigiéndose como el gran distribuidor de los mercados, cosa que no es función del Estado, pero a la vuelta de los días vemos como 84% de la distribución de alimentos está, como debe estar, en manos del sector privado

¿Qué opina de la implantación del ITF?
Bajar la tasa del IVA como medida cosmética contra la inflación y ahora tener que impone el ITF son hechos que se conjugan en un gran error. Yo no soy partidario del IVA porque Venezuela posee ingresos petroleros ingentes y este es un impuesto regresivo que pecha más al que menos tiene. Pero entre todos los impuestos este lo considero el menos distorsionante. Ahora, imponer un impuesto a las transacciones financieras, de un nivel tan elevado, para compensar la pérdida de ingresos por la reducción del IVA es un error de po lítica porque el ITF va a generar más distorsiones. El ITF lo adoptan los gobierno en momento de crisis y en algunos casos los dejan porque son muy bajos, como en Argentina que es de 0,30%. La implantación del ITF ha sido ambigua y ha dejado en evidencia algunas contradicciones que subsisten en el seno del gabinete económico del Presidente. No se sabe aún si pechará a los agentes de viaje que como intermediadotes tienen márgenes muy pequeños de ganancias y les resulta imposible cubrir este impuesto. Sectores como este podrían verse afectados seriamente con el ITF.







TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Noviembre 2007  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30   

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog