Reflexiones sobre la deuda publica financiera y la economía

Por Venezuela Real - 9 de Noviembre, 2007, 10:09, Categoría: Economía

Aristimuño Herrera & Asociados
Banca y Negocios
09 de noviembre de 2007

La deuda per cápita del venezolano (deuda pública interna más externa), se ha incrementado 381% desde 1998 hasta la fecha, al pasar de Bs. 0,67 millones a Bs. 3,2 millones, como consecuencia del endeudamiento durante ese lapso de tiempo.

La deuda per cápita del venezolano, representa la suma de la deuda pública interna y externa dividida entre la población. Para 1998 la deuda pública interna era de Bs. 2.530.346 millones (US$ 4.482 millones) y la deuda pública externa de US$ 23.313 millones, lo que daba un total de deuda pública de US$ 27.795 millones, que dividida entre la población del país para esa fecha de 23.242.435 de venezolanos, arroja una deuda per cápita de US$ 1.188 que multiplicado por el tipo de cambio para la fecha de Bs.564,5 por dólar, la deuda per cápita en bolívares alcanzó 670.626 bolívares.

Para el prime semestre del 2007, la deuda pública interna dolarizada, de acuerdo a cifras del Ministerio de Finanzas, fue de US$ 14.969 millones y la deuda pública externa sumó US$ 25.848 millones, lo que da un total de deuda pública, para el primer semestre del 2007 de US$ 40.817 millones. Si este monto lo dividimos entre el total de la población estimada de 27,2 millones de venezolanos, nos da una deuda per cápita a la fecha de US$ 1.500,62 que multiplicado por el cambio actual de Bs. 2.150, la deuda per cápita en bolívares es de 3.226.343. Desde 1998 hasta el primer semestre del año en curso la deuda pública per capita se ha incrementado en 381%.

Estas cifras nos indican un crecimiento en el endeudamiento público dolarizado del 46,8% desde 1998. La deuda pública actual de US$ 40.817 millones representa un 21% del PIB que comparado con el 42% que significó en 1998, da una disminución de 19 puntos porcentuales en el peso de la deuda pública sobre el PIB, en ese lapso.

Deuda no consolidada

No obstante hay que precisar que esta deuda solo abarca los pasivos financieros contractuales, derivados de la celebración de operaciones de crédito público, es decir, abarca la deuda del gobierno central (deuda pública externa directa) y la deuda avalada por el gobierno central (deuda pública externa indirecta), correspondiente a los entes descentralizados o empresas públicas no financieras. No se incluye los sectores público petrolero, financiero (autoridades monetarias, instituciones públicas y privadas) y privado no financiero (petrolero y no petrolero).

A pesar de que las cifras no reflejan la deuda consolidada del sector público, se observa que el endeudamiento que se ha producido en ese lapso, se da en un período en el que los precios de la cesta petrolera venezolana pasan de casi 11 dólares en 1998 a 61,55 dólares de promedio en lo que va de año. Un hecho que posiblemente no ha permitido que el endeudamiento sea mayor es la gran eficiencia por parte del Seniat en la recaudación de tributos, que ha hecho posible que el Gobierno pueda contar con una suma de ingresos, adicional al petróleo, sumamente importante. Sin embargo, estos ingresos no han sido suficientes para cubrir las necesidades crecientes de recursos por parte del gobierno, haciendo del endeudamiento una de las fuentes principales de fondeo para equilibrar los requerimientos fiscales.

¿Qué tipo de país queremos?

Dejamos una reflexión para el gobierno: ¿Dónde están los beneficios de este alto endeudamiento del país y por ende para cada uno de los venezolanos? Se debe tener presente que estas circunstancias coyunturales de altos precios del petróleo pueden cambiar y si no se aprovecha este endeudamiento para realizar inversiones con rendimiento para poder atender dicha deuda, las consecuencias pueden ser severas, pues los ingresos disminuirían pero la deuda seguirá y más abultada y es allí donde realmente veremos que esta deuda per cápita empezará a tener peso en el bolsillo de los venezolanos, a través de mayor impuesto, inflación y devaluación.

Hemos señalado en muchas oportunidades la necesidad de iniciar un programa económico que tenga como horizonte estimular el aparato productivo a través de una mayor inversión privada, que a su vez permita la disminución del desempleo incorporando cada vez más a los desocupados y a los ocupados informales al empleo formal y se cree una demanda agregada que logre generar mayor competencia y productividad, permitiéndose por esta vía la disminución de la inflación. El Estado se tiene que convertir en un gran generador de confianza, en un facilitador, lo cual traerá consigo un clima de estabilidad de la democracia y la apertura del camino para incrementar las inversiones nacionales y extranjeras, creando así el país de progreso, desarrollo sostenido (y no cíclico), seguridad y bienestar que todos los venezolanos aspiramos.

El gobierno no debería desaprovechar este boom petrolero, como ya se ha tenido en los años 1974, 1980, 1991 y 1996, los cuales por una conducción económica equivocada por parte de los gobiernos de turno acabaron produciendo fuertes crisis económicas-financieras como la de los años 1983 y 1994. Esta historia reciente debería servirle de espejo al gobierno, para no cometer los mismos errores y aún agravarlos. Actualmente y en este gran festín de dólares, el país confronta creciente escasez de alimentos y demás productos esenciales con controles de cambio y de precios que no les han mostrado sus beneficios a los venezolanos. Para atraer mayores inversiones e impulsar un crecimiento sustentable en el largo plazo es necesario crear confianza. Se hace imprescindible apostar a una educación pública y privada de alto contenido científico y social y a una alta calidad institucional, que nos ayude a fomentar plenamente el desarrollo nacional.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Noviembre 2007  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30   

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog