Culpables necesarios

Por Venezuela Real - 19 de Enero, 2008, 13:44, Categoría: Estado de Derecho

Francisco Olivares
El Universal
19 de enero de 2008

Más que un juicio, el caso del 11A es un hecho político trascendental para el Gobierno,

Era de esperarse que la noticia que circulara el último día de 2008, sobre la amnistía decretada por Hugo Chávez, no incluyera a los tres comisarios y los ocho policías metropolitanos imputados por los sucesos del 11 de abril. En un primer momento podía pensarse que se hacía posible lo imposible, que se había producido una rectificación de parte del Gobierno, que una suerte de milagro o una luz de reflexión de pronto había alcanzado al mandatario. Los resultados electorales del 2 de diciembre podían haber sido ese elemento propulsor. Pero en poco tiempo la noticia anhelada que se había expandido por todo el país, se disipó, al tiempo que se cerraban las puertas de la Disip en las caras de familiares y amigos de los policías: el decreto no los incluía.

La decisión de la juez Marjorie Calderón en la que negó el sobreseimiento de la causa de los comisarios Vivas, Forero y Simonovis y los efectivos de la PM, lo que hizo fue ratificar los deseos del Presidente y resguardar la tesis oficial de que las muertes del 11A fueron un hecho planificado por la oposición y ejecutado por la PM. Antes de que esa tesis tomara cuerpo, los voceros del oficialismo presentaron al menos diez hipótesis diferentes, cada una más descabellada que la otra, y por supuesto ninguna con pruebas científicas. Finalmente después de varios ensayos fracasados surgió en un Aló Presidente la tesis de los policías metropolitanos como autores materiales de las muertes del 11 de abril.

De pronto se congelaron los procesos judiciales y las investigaciones sobre las 11 víctimas que murieron en la avenida Baralt. Nunca se realizaron las investigaciones sobre 67 pistoleros civiles que dejaron más de 900 proyectiles incrustados en paredes, kioscos y víctimas en esa avenida. Al mismo tiempo se declaraban inocentes a los pistoleros de Puente Llaguno.

La tesis presidencial tomó cuerpo y junto a los ocho policías la mano de la política incluyó a los comisarios. En varios años del proceso la Fiscalía no ha logrado promover ninguna prueba contundente en contra del los comisarios como autores intelectuales, y mucho menos demostrar que alguno de los policías presos haya sido el autor material las dos víctimas del oficialismo asesinadas en la avenida Baralt. A estos efectivos el fallecido Danilo Anderson les ofreció de todo, incluyendo su libertad a cambio de que declaran en contra de los comisarios. Desde luego esa libertad nunca llegó porque si los absolvían era imposible sustentar la autoría intelectual de los comisarios.

Más que un juicio, el caso de los muertos del 11A es un hecho político trascendental para el Gobierno, que aún sin pruebas, deben cubrir su dudosa credibilidad y su responsabilidad sobre muchas de esas muertes.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Enero 2008  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31    

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog