La destrucción agroalimentaria

Por Venezuela Real - 7 de Febrero, 2008, 23:10, Categoría: Política Nacional

Carlos Machado Allison
El Universal
05 de febrero de 2008

Sólo grandes cambios evitarán que en este año la inflación en los alimentos baje del 35%

Buscarle pleito a otros países o amenazar con guerra si pierde algunas gobernaciones y alcaldías no resolverá el desabastecimiento que aqueja al país. Hicieron todo lo posible para que no hubiera la insustituible leche para los niños, mientras dilapidan la renta petrolera. Ahora condenan a los habitantes de la frontera a más desabastecimiento con una torpe medida que viola el libre tránsito de alimentos hacia Táchira y Apure.

El concepto de seguridad alimentaria manejado por el Gobierno está equivocado desde la A hasta la Z y los resultados están a la vista. Sordos a cualquier otra idea, comenzaron por el desarrollo endógeno, cuando los países modernos tratan de producir para exportar. Luego dominó el "slogan" del autoabastecimiento, cosa de países muy pobres e incapaces de importar o exportar. Al tratado de equivocaciones le sumaron el control de cambio, la fijación de precios al productor y el congelamiento de precios al consumidor, fórmula ensayada y fracasada en todo el planeta. Como si lo anterior no fuera suficiente para asegurar el desabastecimiento, le añadieron la salida de la CAN y del Grupo de los 3, amén de violaciones a los convenios dirigidos al libre comercio con los integrantes del grupo andino.

Al barril sin fondo de errores le agregaron un ingrediente crítico: el debilitamiento de los ya precarios derechos de propiedad, pero a las tantas barbaridades de la ley de tierras, sumaron una de mercadeo agrícola, mientras estimulaban invasiones de tierras y edificios, hasta empleando a las fuerzas armadas, para destruir la infraestructura productiva. Crearon su propio, costoso e ineficiente sistema gubernamental de distribución, transporte, cooperativas, centrales azucareros, agroindustrias y cuanto parche poroso existe. A la par, se hicieron tolerantes con el hampa y alcanzamos marcas mundiales en asesinatos, secuestros, tragedias que además generan costos, que se trasladan al consumidor. Culpando a productores e industrias, promovieron organismos gremiales paralelos y financiaron la erosión del sistema. Miles de millones de dólares malgastados.

Tras la perversión que cercó a ganaderos y agricultores, la emprendieron contra los industriales, importadores y distribuidores. Crearon, garantizando que no hubiera comida para los niños y los pobres, todas las barreras imaginables al libre y ágil comercio requerido: licencias de importación, nuevos impuestos, máquinas facturadoras que exigen cédula y dirección, solvencias y cuanto papel se les ocurre. Todo lo que hace costoso, difícil y lento obtener dólares para importar y distribuir alimentos. El populismo los llevó a aumentar el dinero en circulación, más no las inversiones necesarias para producir más y generar empleo, infalible fórmula para crear inflación.

Les explotó en la cara, el pueblo pasará factura. Ahora corren buscando leche, carne, aceite, huevos, caraotas, harina, maíz amarillo, azúcar y sorgo. Las importaciones alimentarias saltaron de 1.500 millones de dólares a más de 5.000 y aún no logran satisfacer la demanda. No basta ajustar ciertos precios y sólo grandes cambios evitarán que en este año la inflación en los alimentos baje del 35% y, de paso, pierdan la mitad de las alcaldías y gobernaciones.







TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Febrero 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29   

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog