Rectificación nula

Por Venezuela Real - 8 de Febrero, 2008, 18:26, Categoría: Política Nacional

Gerardo Blyde
El Universal
08 de febrero de 2008

Presidente: ¿No es nuestra gente una prioridad ante sus panas internacionales?

Como si la botija estuviera llena y como si con expropiaciones pudieran solucionarse los gravísimos problemas de alimentación del pueblo venezolano, quizá metido en una burbuja para negar la realidad con discursos, amenazas y uniforme puesto, el presidente Chávez apunta sus misiles a dos empresas privadas de primer orden, a Industrias Polar culpándola del desabastecimiento y a Globovisión, por mostrar los anaqueles vacíos y el testimonio del creciente descontento popular.

¿Por qué no hay comida en Mercal Presidente? Sin duda que Mercal a los realazos montó una inmensa red de distribución de alimentos en el país, pero así como a fuerza de billete se expandió sin control y sin objetivos claros, también fueron muchos los que metieron sus manos en ese saco de plata para pasarla hacia sus propios bolsillos. Y eso fue a la vista de quienes tenían que controlar y a su propia vista, Presidente.

¿Cómo podía usted exigir rectitud en la administración de esos dineros si da el ejemplo contrario? De ayudas humanitarias pasamos a ser el país hazmerreír del mundo, al que todos se chulean. ¿Cuál es el costo que tienen que pagar otros presidentes para recibir las "ayudas"? Sencillo, el módico precio de aguantar largos discursos en los foros internacionales que usted inventa y tomarse a su lado una foto muy sonrientes. Bien vale la pena hacerlo si con ello se obtienen sustanciosas y gratuitas sumas de dinero.

¿Por qué Daniel Ortega no termina con el tratado de libre comercio con el imperio? Ni tonto que fuera; obtiene los mejor de los dos mundos: aquí le pagamos su deuda externa dos veces (dizque por equivocación) y por allá obtiene la posibilidad de colocar productos a buen precio en el mercado de EEUU.

¿Se ha preguntado cuánto valía la deuda ecuatoriana que aquí compramos a un precio muchísimo más alto de su valor de mercado? ¿Quiénes son los responsables de esta pérdida? ¿Será posible algún día recuperar lo que la República invirtió para comprar esa deuda? Eso tampoco debe importarle, señor Presidente, pues fue para ayudar a un "socio político", (como a usted le gusta decir), solidaridad de hermano latinoamericano, pues.

¿Y la compra de bonos argentinos? ¿Cuántos se enriquecieron con el malabarismo cambiario que usted permitió para ayudar al pana Kirchner? ¿Necesita que le expliquemos cómo se enriquecieron usando el control cambiario y quiénes fueron los que hicieron una tremenda fortuna a cuenta de los dineros de todos los venezolanos?

Nada importaría excepto por un pequeño detalle: todos los millones despilfarrados no son suyos, son del pueblo venezolano y bastante falta que le hacen.

¿Hace cuánto no va usted a un barrio sin que se lo adornen para su llegada? Como que ya ni adornados los visita. Los que hemos ido últimamente no podemos creer el deterioro que paulatinamente se vive en esos barrios de Dios. ¿Sabe usted que no hay cloacas en la mayoría de ellos, que las aguas negras bajan por el cerro, que cuando llueve duro las familias tiemblan rezando para que no se caiga el rancho o el viento no se vuele el techo? ¿No es nuestra gente una prioridad ante sus panas internacionales?

¿Ha visto usted a una madre desesperada porque tiene en casa dos tripones que necesitan leche y no la consigue casi nunca, y cuando la encuentra, no la puede pagar? ¿Ha visto usted su cara de indignación y frustración? A esa madre es a la que usted le está diciendo que se gastará mil millones de dólares en la compra de tres submarinos rusos.

Es a esa madre a quien usted le está diciendo que piensa expropiar a Industrias Polar para hacer de una empresa eficiente otro Mercal, corrupto e ineficiente. A ella le está diciendo usted, que tomará esa empresa por problemas ideológicos y de demostración de poder para aumentar aún más el desabastecimiento por una política totalmente errada que producirá más hambre a nuestra gente. Los accionistas son ricos (y de cuna); ellos no pasarán trabajo. Será el pueblo el que sufrirá directamente las consecuencias de sus extrañas venganzas. ¿No le basta con haber demostrado que Mercal no pudo con la distribución de alimentos porque no tenía dolientes?

¿Cree usted que con cerrar Globovisión aparecerán los productos porque VTV así lo diga, y que el pueblo, que no los encuentra, se tragará semejante mentira? Nuestro pueblo, Presidente, no es tonto y se lo demostró el pasado 2 de diciembre. De nada valió la inmensa fortuna que destinó en la campaña publicitaria que pretendió venderle una reforma que concentraba todo el poder para usted. El pueblo lo vio claro y le puso un límite. De nada le servirá ir ahora contra Globovisión o la Polar. Por el contrario, acrecentará el descontento popular en su contra si pasa de la amenaza a la acción. Recuerde a RCTV, aún paga usted ese costo.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Febrero 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29   

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog