No estaría de más

Por Venezuela Real - 31 de Marzo, 2008, 12:21, Categoría: Política Nacional

ILDEMARO TORRES
El Nacional
31 de marzo de 2008

Hace unos cuantos meses leímos un mensaje oficial titulado "Comunicado al soberano y a los colegas, amigos y compatriotas del área de salud mental", con las firmas del coordinador nacional de dicha área, del coordinador del Proyecto Comunidad Segura y Vida Plena, y del director general de Programas de Salud, doctores Muñoz Coll, Sánchez Vera y Rivera. Allí los destacados galenos objetaban que colegas suyos, haciendo uso de "supuestos conocimientos", dieran opiniones "no técnicas ni éticas" sobre las "personalidades del acontecer nacional e internacional"; luego enumeraban lo prohibido, para cerrar con la amenaza de las medidas que serían tomadas para castigar a sus violadores, incluidos los medios que "faciliten el uso y abuso del irrespeto de la majestad del Estado y de nuestro Presidente". Esa advertencia primero la atribuí, por mal pensado, a un gesto cortesano de halago al comandante; ahora reconozco que su pretensión silenciadora fue una loable actitud, al ellos sentir que confrontaríamos una situación de angustia si creyésemos que al frente del Estado se encuentra alguien de estabilidad emocional frágil. Estos expertos en salud mental supieron anticiparse al agravamiento del caso, captaron los signos que lo anunciaban y actuaron en consecuencia. Su problema actual está en que a estas alturas de nada vale ni tiene sentido ninguna prohibición de tratar el asunto, porque ya es tema obligado y colectivo la alarmante conducta presidencial; y es que llega un momento en el cual comentar, opinar y hasta juzgar, pasa a ser inevitable, salvo que vivamos de espaldas a la realidad; además de que no se puede condenar masivamente a una población que revele sus temores y demande explicaciones.

Quiérase o no, es por lo menos una muestra de inmadurez que al cabo de tantos años el Presidente siga sin entender o negado a admitir que él encabeza el Gobierno de un país y de todos sus habitantes; empeñado en cambio en comportarse, con su atuendo rojo, como el jefe endiosado de un partido político, el capitán de un equipo de beisbol en una caimanera o el cabecilla de una secta; dedicado igualmente, con lamentable desatino, a dividirnos en cuanta fórmula se le antoja.

Es también una preocupación lícita la que muchos tenemos ante su carácter belicista y su tendencia a generar conflictos de manifiesta gravedad, exponiendo el país a grandes riesgos.

Cuando un partido planteó recientemente la necesidad de hacerle un estudio psiquiátrico al presidente Chávez Frías, para determinar si está en capacidad de cumplir las delicadas funciones inherentes a su cargo, esa organización no estaba burlándose de él, ni descalificándolo, ni fomentando una trama conspirativa, sino expresando seriamente una intranquilidad y ejerciendo el derecho ciudadano a exigir una respuesta clarificadora al respecto; habida cuenta asimismo de que hoy en Venezuela este tipo de problema es tenido como fenómeno político-social.

Visto lo cual resulta deseable que los especialistas arriba mencionados, en vez de escribir comunicados amenazantes, elaboraran un texto, si se quiere didáctico, para ilustrarnos acerca de los factores determinantes del comportamiento del señor Presidente e indicarnos qué aspectos de sus acciones y disertaciones no deben preocuparnos y a cuáles debemos prestar especial atención. Creo que ello nos sería de utilidad a tantos legos en materia psiquiátrica y nos ayudaría a entender mejor las que en principio nos parecen anomalías.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Marzo 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31       

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog