Divisas que se esfuman

Por Venezuela Real - 16 de Abril, 2008, 11:54, Categoría: Economía

Gustavo Gil
TalCual
16 de abril de 2008

Aunque lo niega, el gobierno aprueba un cambio dual para algunos importadores a 3,5 bolívares fuertes por dólar mediante la emisión de bonos

Permitir que se escapen casi 90.000 millones de dólares en poco menos de una década y mantener un control cambiario que estrangula al aparato económico, constituyen la portada y contraportada del libro negro de las finanzas públicas en tiempos revolucionarios.

Aupado por los altos precios petroleros, el gobierno bolivariano parece haber puesto en marcha el viejo adagio anglosajón easy come, easy go. Al saldo actual que ronda los 30.000 millones de dólares, la cobertura de las reservas internacionales apenas alcanza para 9 meses de exportaciones, pero lo ideal es que cubriese 24 meses.

La información aparece en un estudio presentado recientemente por Jesús Casique, de la firma Capital Market Finance, y miembro del staff académico de Preston University, quien afirma que con la emisión de bonos el gobierno ha contribuido a una fuga de capitales que, el año pasado, alcanzó a 21.153 millones de dólares.

Casique alerta que en 2008 el monto de la salida de capitales podría ser similar, si se toma en cuenta que el gobierno pretenden ahora comprar las empresas cementeras y Sidor, como hizo el año pasado con las empresas del sector de telecomunicaciones y electricidad.
<zb:break<
"Debido a la sobrevaluación cambiaria que persiste en el país y tomando en cuenta que se trata de un año electoral, la fuga de capitales se va continuar acentuando. Incluso, quien propicia la fuga de capitales y quien está ocasionando que los mercados golondrinas se trasladen a otros sitios del mundo, es el propio gobierno a través de las emisiones de bonos", añade Casique.

EL GRAN ESCAPE

¿Cómo se activa este perverso mecanismo? El inversionista adquiere el bono con la finalidad de negociarlo en el mercado de capitales de Nueva York, donde adquiere divisas que son trasladadas luego al mercado secundario nacional.

En editorial reciente de! TALCU AL se ilustra este mecanismo con una empresa emblemática como la Electricidad de Caracas.

Efectivamente, el estudio elaborado por Cacique señala el modus operandi en estas transacciones: EDC emite los bonos que el mercado adquiere al 105% (con primas). Por cada 1.000 dólares, al precio citado, el comprador invertirá 1.050 dólares que al cambio oficial suman 2.257.500 bolívares (2.257,5 bolívares fuertes).

Este bono, en el mercado externo es canjeado a un precio de mercado de aproximadamente 65% de su valor nominal, lo cual representa 650 dólares. Al dividir los 2.257.500 bolívares (2.257,5 bolívares fuertes) entre los 650 dólares, usted obtiene un cambio implícito de 3.473 bolívares (3,47 bolívares fuertes) con lo cual se obtiene un diferencial entre el tipo de cambio oficial y el tipo de cambio implícito de 61,53%.

Como la emisión de estos papeles puede variar desde los 650 millones de dólares emitidos recientemente por Elecar hasta los 7.500 millones de dólares emitidos por PDVSA, en 2007, la magnitud del drenaje de las cuentas externas venezolanas se pierde de vista.

LA CONFIANZA

Otro factor que apuntala la fuga de capitales y que es señalada por Casique es el de la confianza. Al respecto, afirma: "Entre el año 1980 y 1989 la fuga de capitales fue de 25.723 millones de dólares y a pesar de los controles que hubo no parece un monto tan elevado. En la década de los 90 esa cuenta alcanzó a los 29. 939 millones de dólares. Sumando ambos períodos llegamos a 55.662 millones de dólares, pero durante el presente gobierno la fuga de los dineros al exterior fue de 88.824 millones de dólares".

Cacique insiste en que los factores que gravitan sobre esta variante son la sobrevaluación cambiaria y la desconfianza de los inversionistas. De ese monto de 88.824 millones de dólares, 76.658 millones de dólares se corresponden a monedas y depósitos y representa 50% del PIB ve! nezolano .

EL CAMBIO DUAL

Fue el Financial Times el que vino a alborotar los mercados financieros, al sugerir, en una de sus más recientes ediciones, que junto a la emisión de deuda del mes de abril el gobierno implementará una reforma profunda al sistema de administración de divisas.

"Aún está por verse la nueva emisión denominada en dólares americanos en la que al parecer el gobierno se apresta a otorgar un tipo de cambio cercano a los 3,5 bolívares fuertes para los bonos cotizados y otro de 2,15 bolívares fuertes administrado por Cadivi y cuyo objetivo se limitará a bienes de primera necesidad", dice la información.

Pudiera pensarse que esta medida es bien vista en el mercado pero mientras las restricciones se mantengan, permanecerá el mercado paralelo como mecanismo donde se salden los excesos de demanda de divisas. Aún más, ciertos agentes como los turistas simplemente encontrarán menores costos transaccionales en el mercado paralelo que en el sector oficial.

Adicionalmente queda la pregunta de si las emisiones de bonos destinados para ese propósito podrán recoger la creciente liquidez monetaria y mantener el tipo de cambio dual en 3,5 bolívares fuertes. De no ser así, el tipo de cambio dual sólo se podrá sostener de la misma manera como hasta ahora se ha venido atendiendo; a saber, a costa de las reservas internacionales.







TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Abril 2008  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog