Las cifras de la exclusión

Por Venezuela Real - 16 de Abril, 2008, 11:43, Categoría: Política Nacional

TELMO ALMADA
El Nacional
16 de abril de 2008

Un estudio académico descubrió el precio pagado por quienes se identificaron como opositores al Gobierno

Los venezolanos que se sumaron a la iniciativa constitucional de solicitar la convocatoria de un referéndum para revocar el mandato del presidente Hugo Chávez, aproximadamente tres millones y medio de personas, perdieron en promedio 4% de sus ingresos totales, pagaron más impuestos al Seniat y recibieron menos dólares oficiales de Cadivi.

Las cifras forman parte de las conclusiones del informe El precio de la oposi ción política, evidencias de la lista Maisanta, un trabajo estadístico realizado por cuatro economistas de las universidades de Wesleyan, en Connecticut, Berkeley, en California, y del IESA, en el que se demuestra que quienes decidieron identificarse con su nombre y apellido como adversarios del gobierno del presidente Hugo Chávez, durante el proceso de recolección de firmas para activar el referéndum, no sólo sufrieron represalias de tipo moral –como los insultos que les endilgó el primer mandatario en numerosas alocuciones– sino que recibieron también sanciones económicas.
 
"Lo que hicimos fue determinar si los casos de discriminación política eran aislados o si se trataba de un patrón sistemático", dijo el economista Francisco Rodríguez, uno de los autores del informe, a El Nacional (6 de abril de 2008). "Además medimos cuál era la magnitud del problema, cuánto perdía una persona que firmaba contra el Gobierno".

Lo que descubrieron fue no solamente la evidencia de una discriminación aplicada en forma sistemática, sino también una diferencia determinante en el trato y en las oportunidades de negocios disponibles para las empresas cuyos directivos se expresaron como opositores al presidente Hugo Chávez.

Al estudiar los beneficios de una muestra de empresas del sector industrial cuya junta directiva era mayoritariamente opositora, encontraron que los beneficios para éstas fueron menores que los de aquellas consideradas neutrales o favorables al Gobierno: pagaron 33% más en impuestos y recibieron 51% menos divisas administradas por Cadivi, al tipo de cambio oficial.

Quién se enriqueció "Sabíamos que existe mucha evidencia anecdótica, en algunos casos muy bien documentada, sobre casos de discriminación política contra las personas que aparecen en listas como las de Luis Tascón o la denominada Lista Maisanta –explica Francisco Rodríguez, ex jefe de la Oficina de Asesoría Económica de la Asamblea Nacional y actualmente profesor asistente de Economía en la Universidad de Wesleyan.

"Las autoridades, sin embargo, siempre han recurrido al argumento de que no se trató de una práctica sistemática sino de algunos casos excepcionales –agrega Rodríguez–. Otros sostuvieron el argumento contrario y alegaron que más bien fue la oposición la que castigó a quienes no firmaban. María Cristina Iglesias, ex ministra del Trabajo, incluso abrió una averiguación a las empresas que supuestamente obligaban a sus trabajadores a presentar la tarjeta de Súmate que demostraba que habían firmado".

Además de demostrar que este último argumento resultó ser falso, los economistas hallaron un patrón de comportamiento igualmente excluyente en el caso de las empresas cuyos directivos demostraron neutralidad – al no firmar– o parcialidad a favor del Gobierno, al firmar en los procesos de convocatoria de referéndum revocatorio contra diputados de la oposición. "Estas compañías recibieron 55% más divisas al precio oficial y, en general, los beneficios para sus accionistas fueron mayores".

Paradójicamente, los trabajadores de estas empresas identificadas políticamente con el Gobierno no recibieron dividendos económicos y, en algunos casos, sufrieron un descenso en sus ingresos.

"En resumen, si eras de oposición y eras pobre, te empobreciste aún más; si eras de oposición y directivo de una empresa, también saliste perdiendo económicamente; si eras un trabajador asalariado identificado con el Gobierno, no ganaste nada; pero si eras empresario y estabas a favor del Presidente, sí saliste ganando".

Sustento oficial La investigación de los economistas Francisco Rodríguez, Chang Tai Hshieh, Edward Miguel y Daniel Ortega se concentró en comparar la información contenida en las listas conocidas como "Tascón" y "Maisanta" –en las que aparece la identidad de quienes votaron a favor o en contra de los revocatorios del Presidente y de diputados de oposición–, con bases de datos oficiales, principalmente la Encuesta de Hogares y la Encuesta Industrial, ambas publicadas por el Instituto Nacional de Estadística.

Al cruzar ambos tipos de información con otros datos, como los relacionados con el impuesto sobre la renta y las cifras de asignación de divisas oficiales por parte de Cadivi, descubrieron un claro patrón de discriminación política aplicado contra los ciudadanos y las empresas cuyos directivos disienten del Gobierno.
 
"En el caso de las personas, el resultado encontrado, un promedio de 4% de pérdida de ingresos, puede parecer a primera vista pequeño, pero no es nada despreciable si se toma en cuenta que algunas personas no perdieron nada, sin embargo otras sufrieron grandes perjuicios", explica Rodríguez.

"Una muestra grande de empleados públicos perdió su empleo, y en la mayoría de los casos estas personas pasaron a la economía informal".

Apartheid La utilización de listas con información personal para aplicar medidas de exclusión y discriminación política en Venezuela ha sido previamente objeto de investigación. En El apartheid del siglo XXI, la economista Ana Julia Jatar compiló los casos de discriminación y retaliación política aplicados, por ejemplo, contra empleados de Pdvsa, del Consejo Nacional Electoral, de los ministerios de Relaciones Exteriores, Educación, Salud, el Metro de Caracas, el Consejo Nacional de Fronteras e incluso de la Fuerza Armada.

"La identidad de quienes han disentido del régimen del presidente Chávez ha quedado al servicio de funcionarios para discriminar, amedrentar, influir en las decisiones electorales, despedir y humillar", sostiene Jatar en su investigación, que documenta casos de discriminación en 42 organismos públicos, "incluyendo las dependencias clave del Estado venezolano".

También las situaciones que no pudieron ser detectadas por el trabajo estadístico de Rodríguez, como los casos de exclusión de los programas sociales del Gobierno para las personas que firmaron en contra del Presidente, aparecen en la obra de Jatar, quien señala que en Venezuela es posible establecer un paralelismo entre el uso de listas informatizadas para discriminar a los ciudadanos y las famosas advertencias futuristas de George Orwell.

"La Constitución de 1999 introdujo la figura del referéndum para darle poder a los ciudadanos en las decisiones públicas. Lejos de lograrlo, este mecanismo, mezclado con lo más moderno de la informática, se ha convertido en un monstruo a la mejor usanza de la novela 1984, de George Orwell. En lugar de estar estimulados para hacer valer sus derechos, millones de venezolanos se encuentran atemorizados, paralizados, anulados y heridos en lo más profundo de su dignidad", sostiene Jatar.

Revolución vacía Francisco Rodríguez, por su parte, acaba de agregar su demostración estadística de la exclusión política a un ensayo en el que sostiene que la mayoría de los postulados en los que se basa la propaganda política del Gobierno –como aquel que señala que "Chávez es malo para los ricos y bueno para los pobres", o el de que "Chávez ha distribuido la riqueza petrolera entre los más pobres"– se fundamentan en premisas falsas.

"Ni las estadísticas oficiales ni los cálculos independientes muestran evidencia alguna de que Chávez ha reorientado las prioridades del Estado para beneficiar a los pobres", señala Rodríguez en Una revolución vacía, un trabajo publicado por Foreign Affairs en el que plantea que buena parte de la imagen positiva que rodea a la gestión del Presidente venezolano en escenarios internacionales se debe más a exitosas campañas de relaciones públicas y menos a resultados concretos y verificables.

"La mayoría de los indicadores de salud y de desarrollo humano no muestran mejora significativa alguna, más allá de la que puede ser considerada normal en medio de un auge petrolero. De hecho, algunos indicadores se han deteriorado preocupantemente, y cálculos oficiales demuestran que la desigualdad en el nivel de ingresos ha aumentado", refiere Rodríguez.

A diferencia del caso de la demostrada exclusión política, que no parece haber tocado fibra alguna entre quienes internacionalmente reconocen a Chávez como un gobernante democrático y luchador contra la injusticia social, Rodríguez señala que "la noción de que ha conseguido beneficios para los más pobres se ha convertido en un lugar común incluso entre sus críticos".

El investigador, sin embargo, concluye que, al contrastar las cifras oficiales de reducción de pobreza con el crecimiento económico registrado gracias a que los precios del petróleo se han triplicado durante los años de Chávez, se observan resultados muy inferiores a los conseguidos por otros países en desarrollo que no cuentan con reservas petroleras.
 
 
 
 








TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Abril 2008  >>
LMMiJVSD
  1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30     

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog