La Faja de Papel

Por Venezuela Real - 12 de Mayo, 2008, 11:59, Categoría: Petróleo/Energía

José Suárez Núñez
TalCual
12 de mayo de 2008

La carrera para que la OPEP certifique que Venezuela tiene las mayores reservas del mundo, sólo promete un trofeo del absurdo. Hace 40 años geólogos venezolanos estudiaron la Faja y calcularon sus reservas

A partir del 2005 el Gobierno lanzó su proyecto petrolero más ambicioso, identificado como Magna Reserva, orientado a explotar masivamente la Faja del Orinoco. Aunque el área fue cuantificada y certificada ya desde finales de los años 60 y pese a las cuantiosas sumas de dinero disponibles, hasta ahora no ha salido un solo barril de nueva producción.

En los últimos tres años lo único que se ha hecho ha sido cambiar los nombres de las originales cuatro áreas. El campo Machete ahora se llama Boyacá, Zuata es Junín, Hamaca es Ayacucho y Cerro Negro es ahora Carabobo.

Las nombres de las compañías que las operaban también se han borrado. En el campo Zuata, eran Petrozuata y Sincor, ahora han sido rebautizados como Petroanzoátegui y PetroCedeño.

Ameriven, la compañía que operaba el campo Hamaca, ahora es Petropiar y PetroMonagas sustituyó a Cerro Negro.

Los geólogos, que son los médicos de la tierra, acostumbran bautizar los pozos y los campos por las áreas geográficas aborígenes. Esta práctica, también conocida como toponimia, así como toda la historia pasada, ha sido borrada.

LAS RESERVAS

El Gobierno tiene una pelea cazada no se sabe contra quien, para demostrar que Venezuela dispone de las mayores reservas del planeta. Esta cuestión en los medios científicos nadie la discute y eso explica los anuncios, capítulo tras capítulo, de los incrementos de reservas que han sido registrados en los pozos estratigráficos.

La fase de la subdivisión de la Faja en 26 bloques también se ha ido divulgando paso a paso y los resultados parciales de las reservas detectadas por los pozos estratigráficos. Han sido otorgados 21 bloques y algunos están llevando a cabo las actividades de cuantificación.

En una reunión celebrada la semana pasada en el Colegio de Ingenieros, donde están las sociedades de geólogos, gesofísicos e inge! nieros p etroleros, se recordó a los cuatro grandes que descubrieron la que llamaron, erróneamente en sus inicios, Faja Bituminosa del Orinoco, entre 1960 y 1970.

MAPAS GEOLÓGICOS

Todo empezó cuando a finales de la década de los años 60, Shell de Venezuela solicitó a la junta directiva de la Corporación Venezolana del Petróleo (CVP), un contrato de servicio para explorar y explotar crudos por debajo de 12 grados Api.

La CVP encargó al geólogo Hugo Velarde, y el Ministerio de Minas e Hidrocarburos al geólogo José Antonio Galavís, para que en el transcurso de un año hicieran un estudio geológico económico. Las conclusiones servirían de base para otorgarle el contrato a la Shell.

Velarde y Galavís trabajaron en base a que era un área de 600 kilómetros de largo por 53 kilómetros de ancho y cubría un área de 32.000 kilómetros cuadrados, entre Guárico y Delta Amacuro.

El estudio reveló en mapas geológicos que había 700.000 millones de barriles in situ y con un 5% de recobro habría 75.000 millones de barriles de crudos recuperables. Por supuesto, que las exposiciones de Valverde y Galavís fueron consideradas astronómicas cuando se expusieron entre 1965 y 1966.

Diez años después, en los meses anteriores a la nacionalización petrolera hicieron nuevas presentaciones en el Colegio de Ingenieros y el informe fue presentado en el séptimo Congreso Mundial de Petróleo que se celebró en Ciudad de México. Valverde y Galavís crearon un revuelo cuando expresaron que habia in situ de 1.200.000 a 1.500.000 millones de barriles y posibilidades de recobro de 225.000 millones de barriles de crudo, con las tecnologías de la época. Los geólogos venezolanos fueron calificados de unos "jovencitos locos" con "delirios de grandeza".

Pdvsa en sus informes oficiales entre 1978 y 2000, ratificó las cifras como oficiales, pero en el intervalo transcurrido l! as cuatr o operadores habían perforado otros 100 pozos para parcelar el área y adjudicar en cuatro bloques. Corpoven recibió Machete; Maraven recibió Zuata; a Meneven le correspondió Hamaca y a Lagoven le dieron Cerro Negro.

Sin embargo, esta carrera para llevar a que la OPEP certifique que Venezuela tiene las mayores reservas del mundo, a lo sumo arrojará un diploma o un trofeo, algo similar a una "Faja del Papel".

El potencial de la Faja lo conoce la industria petrolera mundial que ha perforado en sus campos y sabe que no hay riesgo exploratorio y se pueden extraer crudos a 1 dólar el barril.

Si el Gobierno quiere acreditarse el descubrimiento de la Faja, es su problema dijeron los geólogos, ya que las actuales cifras coinciden con las reveladas por los geólogos Velarde, Galavis, Borregales y Martínez, hace 40 años.

El problema de la Faja es otro.

El parcelamiento con banderitas de países sin experiencia petrolera de extrapesados no es recomendable. Los geólogos de más alto nivel profesional advierten que la Faja del Orinoco debe ser explotada como una Unidad Integral.








TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Mayo 2008  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog