Tves es como la revolución

Por Venezuela Real - 28 de Mayo, 2008, 14:39, Categoría: Política Nacional

Elides J. Rojas L.
El Universal
28 de mayo de 2008

El estruendoso fracaso del canal, es fiel reflejo de todo lo que hace este Gobierno

No hay que buscar mucho por ahí para darse cuenta de qué clase de revolución estamos viviendo. Basta con ver un rato esa maravilla de la televisión moderna que llaman Tves para encontrar la razón de que, a pesar de la enorme cantidad de plata que manejan desde Miraflores, el país parece una alpargata vieja.

¿Qué dijo el líder fundamental del proceso al anunciar el saqueo? ¿Qué discurso usaban invariablemente sus ministros de información y el resto de repetidores para justificar el cierre de RCTV? ¿Qué dicen a estas alturas pasado un año de la confiscación?

El cuento fue más o menos así. Vamos a desarrollar una verdadera televisión de servicio público, un medio que trabajará para satisfacer las reales necesidades del pueblo venezolano, acabaremos con los enlatados gringos, impulsaremos el talento nacional, será un ejemplo de participación, nunca será usada como medio propagandístico del Gobierno, se le dará el mejor trato salarial a los trabajadores, se desechará el mensaje alienante y consumista, será un canal abierto, democrático y plural, el equilibrio será la norma en el tratamiento informativo, será el canal de mayor audiencia de toda la televisión local.

¡Mentira! Todo el pajero fue y ha sido una enorme mentira. La verdad es que Tves es todo lo contrario. Tves es, en realidad, un fraude, un gigantesco fraude. Y no hay campaña, contrainformación, manipulación de cifras, ruedas de prensa semanales ni cadenas oficiales que puedan convencer a nadie de que Tves es un éxito más de la revolución. Por algo nadie ve ese canal. Tiene un glorioso último lugar.

A diez años de proceso revolucionario, lo que ha ocurrido con el cierre de RCTV y la imposición de Tves, ejemplifica lo que es una acción típica de este Gobierno: no construye nada. Todo se lo apropia o lo compra. De inmediato viene el gran acto, la cadena, el discurso del jefe, las promesas, el ataque al pasado, el cambio de nombre de la institución o la empresa y, finalmente, lo inevitable, el ruidoso fracaso. Es la misma historia de las empresas cogestionadas, de las nacionalizadas, de las intervenidas. En diez años no hay nada nuevo, Todo está rebautizado y disfrazado de socialismo, pero perdiendo plata y marcando la pauta en lo malo e ineficiente.

El balance de Tves sale barato. Un año apenas, aunque el desastre ya era inocultable al primer mes. El costo de esa operación socialista no lo sabremos nunca. En materia de despilfarro y botadera de real, ni siquiera el Inhabilitador General de la República, tiene chance de contar algo.

El otro balance, el general, no varía mucho del de Tves. El discurso chavista, perpetuador de promesas y repetidor de cuentos de camino, tampoco está funcionando. Lo único que queda es seguir botando real.

Como en Tves.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Mayo 2008  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog