¿Y te la aceptó?

Por Venezuela Real - 30 de Mayo, 2008, 18:12, Categoría: Política Nacional

Gerardo Blyde
El Universal
30 de mayo de 2008

Andrés Izarra: ministro de Información que ni renunciando informó

Cuando discutíamos la Ley Resorte, en el primer mandato ministerial de Andrés Izarra, la comisión de parlamentarios de la antigua AN sostuvo varias reuniones con el equipo del Ejecutivo que él presidía, y que tenía como objetivo fundamental lograr la aprobación de ese texto legal. Las discusiones fueron duras y largas, en sesiones a las cuales los parlamentarios de oposición alegábamos a favor de la libertad de información y opinión y las formas de garantizarla, concluyendo en propuestas concretas. El ministro Izarra, basado en la supuesta defensa de los mismos derechos, llegaba a conclusiones y propuestas totalmente distintas.

Señalábamos que la mejor manera de tener una información libre y plural, en democracia, consiste en permitir la coexistencia de miles de medios de comunicación. Mientras más medios existieran, ni el Estado ni grupo económico alguno podrían monopolizar el acceso a la información. Sostuvimos que debía crearse una reglamentación restrictiva pero para el Estado, para que no pudiera el gobernante de turno usar el poder depositado en sus manos para actuar en contra de los medios libres de comunicación para doblegarlos a su voluntad.

Ante el proyecto de ley que determinaba unos pocos minutos de publicidad por hora de transmisión, logramos extenderlo un poco más y que se adicionaran dos minutos para promociones y mensajes institucionales por hora fuera del bloque de comerciales. Ello para garantizar la viabilidad económica de los medios libres.

El ministro Izarra señalaba que los medios de comunicación no podían verse como unas empresas mercantiles, pues el espectro radioeléctrico es propiedad del Estado y deben ser utilizados para el servicio público, tanto los públicos como los otorgados en concesión a manos privadas. Sostuvo que por ser un servicio público debía exigírsele a los medios su responsabilidad en la emisión de los mensajes, informaciones y opiniones. Ello justificaba a su decir la Ley Resorte.

Por no ser empresas mercantiles cuya finalidad fundamental fuera el lucro, sostuvo la necesidad de regular el tiempo de su programación destinado a la transmisión de comerciales. Razonamiento lógico en el fondo si estuviésemos frente a un Estado que no se hubiese transformado en un perseguidor de los medios y de sus anunciantes.

Pero en un Estado que se dice socialista (para los que supuestamente el lucro es algo pernicioso), que aprobó a como diera lugar una legislación controladora de los medios radioeléctricos, resulta no sólo contradictorio sino hasta ridículo que el mismo ministro que antes esgrimía todos esos argumentos, haya sido quien decidió exigirle a los medios privados de comunicación el pago (con el vil dinero del capitalismo) a los medios privados y libres por el uso de las imágenes de Venezolana de Televisión. Qué socialismo tan extraño este.

VTV se financia de los dineros públicos y se ha convertido en el canal de propaganda del Gobierno. No existe ningún hecho noticioso, por más relevante que éste sea, que tenga cobertura en VTV si el mismo no es favorable al Gobierno. Por si esto fuera poco, tiene hoy el monopolio de la información oficial. Con algunas excepciones, a los actos oficiales del Gobierno sólo se le permite la entrada para cobertura a VTV; el resto debe tomar las imágenes que VTV produzca, si quieren tener la información en esas condiciones producida.

Tarifar el acceso a esas imágenes es una censura más del régimen. Pero que lo ha hecho Izarra ya es el colmo. Si no lo hubiéramos escuchado argumentar como lo hizo sobre la necesidad imperiosa de considerar a los medios como un servicio público obligatorio cuando discutíamos la Ley Resorte, y ahora exponer en su "puesta de cargo a la orden" que la idea de tarifar las imágenes de VTV había partido de él y sólo de él, no lo podríamos creer.

Todo este nuevo incidente, a un año del cierre de RCTV, sólo viene a ratificar la cantidad de paja de la que son capaces de hablar muchos para tratar de darle justificación, supuestamente democrática y a favor del pueblo, a sus verdaderas intenciones durante todos estos años: ejercer desde el Gobierno el monopolio de la información. Cerrar canales, comprar aquellos que puedan comprar, doblegar a otros y hasta tarifar el acceso a la información, constituyen parte del gran expediente censurador que por diez años viene acumulando el Gobierno.

Ahora Izarra puso su cargo a la orden. Lo dijo él mismo en treinta y un segundos de intervención en el podio de Miraflores. Y se fue. Nadie pudo preguntarle si se lo habían aceptado, o las causas de su genial idea de tarifar el acceso a las imágenes, o si aun renunciado, la medida de cobrar por las imágenes se mantenía. Ministro de Información que ni renunciando informó.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Mayo 2008  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog