La ley de contrainteligencia y el arte

Por Venezuela Real - 6 de Junio, 2008, 11:00, Categoría: Política Nacional

Marcos R. Carrillo P.
El Universal
06 de junio de 2008

"La vida de los otros", la increíble ópera prima del cineasta alemán Florian Henckel-Donnersmarck, cuenta la historia de una infame maquinaria de espionaje que hace seguimiento estrecho de un artista de la mal llamada Alemania democrática, abiertamente identificado con el socialismo, y de su novia, una famosa actriz, quienes, por un capricho de un burócrata mezquino y miserable, son sometidos a diversos tipos de vejaciones. La película, increíblemente rica, se pasea por sutilezas y ambigüedades propias de todos los seres humanos, de las que se pueden derivar infinidad de lecturas, siendo una de ellas la decadencia de un régimen que se siente con el derecho de entrometerse en la vida y en la sagrada labor creativa de un artista. Es una historia de un país que se quedó estancado gracias a políticas derivadas de ese "estado general de sospecha" característico de todo totalitarismo. Es un relato que refleja el oprobio espiritual de quienes necesitan ahogar cualquier pensamiento libre para sentirse seguros.

Las leyes de subyugación de las libertades mediante el espionaje y la censura no son sino la más irrebatible manifestación de miedo que un gobernante pueda demostrar. Quienes esto necesitan son enclenques de alma, vacíos de verdadero poder y carentes de gallardía. Pero dentro de esta especie perversa de leyes existe una que es la más denigrante de todas: El espionaje y la censura del arte. El seguimiento de artistas no es sino un atavismo, propio de quienes se saben impotentes y carentes de razón, mediante el que procuran controlar y someter cualquier cosa que les sobresalte su precaria virilidad, apelando al ambiguo concepto de seguridad nacional o a algún otro eufemismo.

Es exactamente esto parte del contenido del infame Decreto de Inteligencia y Contrainteligencia de Chávez. Los artículos 8 y 9 disponen que las actividades de inteligencia y contrainteligencia se desarrollen en diversas áreas, entre ellas, la cultura. Es decir, con este decreto-ley, el Gobierno abre la puerta al control de los artistas, a la supervisón del contenido de obras de teatro, literatura, pintura,  música o danza. La concepción estalinista que llevó a Siberia a Prokofiev, que avasalló a Shostakovitch, que exilió de Italia a Toscanini y de Cuba  a Celia Cruz y a Reinaldo Arenas, es el modelo que hoy se pretende imponer mediante el más siniestro de los cuerpos normativos que inconstitucionalmente ha aprobado este Gobierno que se autoproclama fascista con acciones como éstas.

El decreto-ley agrieta la libertad y se entrega a la ruindad de los censores, quienes decidirán si una obra de teatro puede exhibirse o no, y de los sapos, que delatarán el ensayo de una ópera que puede ser interpretada como subversiva. Un gesto, un trazo, una frase, pueden ser ahora una terrible amenaza a la seguridad de la nación. Fidelio, Hamlet y hasta Tosca podrán ser reconocidas como obras conspiradoras y sus productores, directores o actores podrán ser privados de libertad por la decisión discrecional de un mediocre funcionario exento de control judicial, de acuerdo con la ley.

Pretender controlar el arte es una aspiración inicua que va destinada directamente al resquebrajamiento del alma de los individuos y de las sociedades. Quien intenta controlar la creatividad desea un homicidio, en lo más íntimo de su ser. Es a esta tragedia a la que nos enfrentamos. Y, a pesar de todo el ejercicio de poder que se pretende desplegar con esta normativa de desecho, es el decreto mismo la mejor evidencia de la profunda decadencia del Gobierno. Como se dice en la ahora subversiva zarzuela Luisa Fernanda: "el régimen se cuartea", es ésta la realidad que revela el decreto.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Junio 2008  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30       

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog