La inversión extranjera directa

Por Venezuela Real - 10 de Junio, 2008, 14:52, Categoría: Economía

MARITZA IZAGUIRRE PORRAS
El Nacional
10 de junio de 2008

Esta nota se refiere a un ejemplo concreto de cómo una propuesta de inversión no es tomada en cuenta, y de cómo, una vez más, perdimos una oportunidad de expandir nuestra base productiva y de generación de riqueza.

En el año 2004, luego de examinar las condiciones del mercado y del comportamiento de Sidor, donde se proyectaba un período de crecimiento y expansión destinado a satisfacer la creciente demanda de acero, se presentó al Ejecutivo nacional, un proyecto de expansión de la planta a objeto de llevar la producción de acero líquido a 10 millones de toneladas en el año 2011. O sea, doblar la capacidad instalada a un costo de alrededor de 2,8 millardos de dólares.

Uno de los beneficios directos del proyecto consistía en la creación de nuevos puestos de trabajo, ya que se movilizarían en la fase de construcción miles de posiciones temporales y, una vez finalizadas las obras civiles, al menos 2.000 empleos estables y bien remunerados. La inversión generaría riqueza.

El proyecto llevaba a la ampliación de los módulos productivos, incorporaba tecnología de punta, mejoraba la calidad y generaba nuevos productos, entre ellos, la chapa ancha, tan necesaria para sustituir productos importados. La iniciativa fue descartada al no obtener señales de interés por parte del socio público. Perdimos así una buena oportunidad de aumentar la inversión privada externa e incrementar la capacidad productiva nacional.

De otro lado, esta propuesta competía con otras oportunidades de inversión, tanto en la región como en el resto del mundo. El negocio del acero es global, y las decisiones acerca de dónde y cómo invertir se toman en función de un análisis de factibilidad, el cual considera, entre otros factores, la localización de las materias primas, su costo, la competitividad de la mano de obra, el ambiente institucional, la seguridad jurídica y el acceso a los mercados.

Por lo tanto, en la decisión comentada, se tomaron en cuenta el acceso a los recursos naturales, la privilegiada situación geográfica, los resultados económico-financieros, basados en la calificación de la mano de obra, inversión en tecnología y mejoras en la gestión, los cuales habían permitido incrementar la productividad y los rendimientos. De allí la recomendación de expandir y no construir una nueva planta, experiencia más costosa que la expansión proyectada.

Sin embargo, lo sucedido en los años posteriores comprueba que al profundizarse el modelo de control del Estado sobre el aparato productivo la inversión extranjera directa se contrae y busca nuevos destinos; en este caso, pierde Venezuela y gana el país que ofrece las mejores condiciones.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Junio 2008  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30       

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog