Motivos

Por Venezuela Real - 29 de Junio, 2008, 13:34, Categoría: Política Nacional

Gustavo Linares Benzo
El Universal
29 de junio de 2008

Los venezolanos son más inteligentes de lo que pensaba el Gobierno

En vista de que el decreto-ley que derogó la ley sapo no tiene exposición de motivos, o al menos ésta no se publicó en Gaceta Oficial, como debe hacerse con todos los decretos leyes y de hecho hace el Presidente, a continuación se ofrece, como servicio público y para ayudar a los juristas del Gobierno en tan difícil tare

Como ha venido demostrando a partir del 2 de diciembre de 2007, nunca antes, el Gobierno bolivariano rectifica. Dentro de la estrategia general antiimperialista, el Ejecutivo Nacional dictó el decreto-ley del sistema de inteligencia y contrainteligencia, conocido técnicamente como ley sapo. El diseño de ese instrumento jurídico tenía por único objeto camuflar, entre decenas de definiciones inútiles y poemas en prosa, los artículos 16 y 20, que establecían respectivamente la obligación de delatar como vendepatria cualquier conducta del vecino y la eliminación práctica de los fiscales del Ministerio Público y de los jueces penales.

Sólo la genialidad de servicio legal de la revolución podía disfrazar entre loas a los derechos humanos los únicos cambios al ordenamiento jurídico venezolano que producía la ley. Jamás pudo prever el Gobierno que una sociedad capitalista, degenerada por los vicios intrínsecos a la plusvalía, pudiera percatarse de este truco.

Sin embargo, lo hizo. La consumista sociedad criolla denunció con precisión la conversión de los venezolanos en un pueblo lleno de miedo, obligados como todos estaban a denunciarse unos a otros a solicitud de los esbirros contrainteligentes. Descubrió también el secreto mejor guardado de la ley, la transmutación de los disips en expertos en Derecho Procesal Penal, magos capaces de convertir sus allanamientos y desplantes en pruebas infalibles, suficientes para condenar al más pintado sin necesidad del engorroso trámite de fiscales y jueces. Y para colmo, esa sociedad pervertida creó un símbolo sin mi permiso, los sapos de cartón que aparecieron de la noche a la mañana en calles y autopistas.

En consecuencia, el decreto-ley perdió su razón de ser casi inmediatamente, porque no engañó a nadie. Por ello y a riesgo de quedar como que no leo lo que firmo, se deroga la ley de contrainteligencia porque los venezolanos son más inteligentes de lo que pensaba el Gobierno.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Junio 2008  >>
LMMiJVSD
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30       

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog