Institucionalidad y progreso

Por Venezuela Real - 1 de Agosto, 2008, 11:15, Categoría: Política Nacional

Juan M. Raffalli A.
El Universal
01 de agosto de 2008

Cómo con tanto real hay tanta pobreza e inflación, incluso con controles de precio y cambio

Experiencias propias y ajenas nos han enseñado, con la crudeza de los estados de necesidad, que los países con mayores ingresos no necesariamente son los más ricos y menos aún los más capaces de generar para sus nacionales la mayor suma de felicidad posible, como diría el saturadamente citado Libertador. Casi una década de enormes ingresos producto de la renta petrolera, calculada a precios especulativamente exorbitantes, no han sido suficientes para generar bienestar, peor aún, en muchos sectores y en buena medida el empobrecimiento se ha acrecentado y la calidad de vida ha empeorado. De hecho, a estas alturas resulta ya incuestionable que la inflación venezolana es de las más altas del continente. Así las cosas, nuevamente el venezolano valioso, es decir, el mal llamado "de a pie" se pregunta cómo con tanto real hay tanta pobreza e inflación, incluso con controles de precio y cambio. La respuesta es sencilla, el desarrollo estable y sustentable de un país no se mide únicamente en términos de ingresos, hay un indicador mucho más importante, el vigor institucional que deviene en seguridad y certeza jurídica.

Más allá de lo que señale expresamente el texto constitucional, lo que genera progreso es que en efecto las instituciones marchen y cumplan su cometido fundamental que no es otro que alcanzar la paz social por medio de la garantía del ejercicio efectivo de los derechos de los particulares. La letra de la ley siempre es susceptible de valer lo que un papel mojado si no hay canales efectivos para hacer efectivos los derechos que ella consagra. Los modelos autoritarios y totalitarios de gobierno lo primero que hacen es precisamente deshilachar el aparato institucional para colocarlo al servicio de sus "altruistas fines", acabando así con las amenazas que para ellos significan un parlamento plural, partidos opositores fuertes, un poder judicial y contralor independientes y varios niveles de gobiernos regionales. Esta actitud erosiona la institucionalidad y ahuyenta la inversión privada, sin la cual, por mucho que se niegue, no hay progreso social posible y sustentable. En definitiva, mientras más autoritario, totalitario y de retroizquierda sea un gobierno, más pobre serán los ciudadanos bajo su imperio, incluso gozando de altos ingresos que brotan del subsuelo.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Agosto 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog