Estadofagia mortal

Por Venezuela Real - 30 de Agosto, 2008, 13:50, Categoría: Política Nacional

RAMÓN HERNÁNDEZ
El Nacional
30 de agosto de 2008

Si Miraflores y su asesoramiento habanero mantienen el paso, antes de los comicios de noviembre hasta a la señora que vende cafecito en un termo de flores le habrán estatizado sus utensilios de trabajo, también a los perrocalenteros y a los negocitos de las calles del hambre que con los altos precios del petróleo han proliferado en todo el país; también los puestos de empanadas de cazón, que compiten con la Virgen del Valle en Margarita, y las cajitas de los limpiabotas, que cada vez son menos.

A medida que el Estado se muestra más incompetente para cumplir sus responsabilidades clásicas –seguridad, salud y educación– aumenta su avidez de controlarlo y poseerlo todo. No sólo se apodera de tierras productivas que en un par de parrillas de fines de semana convierte en desiertos miserables, sino también de cualquier otra actividad con la que se encapriche y que siempre califica de "estratégica" para perpetrar el exabrupto. Si la capacidad para hacer el ridículo y su incontrolable avidez por determinarlo todo se trastocara en eficiencia para manejar los recursos del Estado, no cabe duda de que Venezuela sería el país más envidiado del planeta. Mientras, cavamos a juro nuestra propia tumba al repetir las utopías socialistas que ya significaron hambrunas genocidas y atrasos de la peor calaña.

Un Estado incapaz de dotar a su ciudadanía de sus documentos de identidad, que no puede organizar una campaña masiva de vacunación contra el sarampión y que considera normal que cada semestre mueran tantos venezolanos a manos del hampa como los que murieron en los años de la Guerra a Muerte, que fueron demasiados aunque la decretara el mismísimo Bolívar, quiere imponerle a la señora Margarita, en playa El Agua, cómo debe freír las empanadas y a cuánto debe vender su sazón tan sabrosa, sin antes haberles garantizado la escuela a los hijos.

En las obras pequeñas se patenta con claridad la ineptitud del funcionariado bolivariano-socialista. No en el viaducto de la autopista a La Guaira, sino en el puentecito de 6 metros que construyó en Picure el alcalde Alexis Toledo. Tiene tantos defectos por centímetro cuadrado que ni los Tres Chiflados lo hubiesen hecho peor. Lo escalofriante es que en 6 meses su presupuesto aumentó 200%: pasó de 400 millardos de bolívares a 1,2 billones. Una ganga.

Muchos menos que la película de Danny Glover. Cerrado por nacionalización forzosa, socialista, pues.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Agosto 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog