Cuba en el corazón

Por Venezuela Real - 31 de Agosto, 2008, 13:39, Categoría: Testimonios

RAFAEL ARRÁIZ LUCCA
El Nacional
31 de agosto de 2008

Cincuenta años de espera marcan el corazón de los disidentes y los acorazan de sindéresis

A caba de salir una nueva edición de Viaje al corazón de Cuba (Los Libros de El Nacional, Caracas, 2008) de Carlos Alberto Montaner. La primera edición de este libro data de 1999. Esta, nueve años después, incluye un epílogo conversacional. Se trata de un diálogo imaginario, en los funerales de Fidel Castro, urdido por el autor; suerte de puesta al día del tema cubano.

Se detiene Montaner en el estudio del pasado cubano: su tardía independencia, el factor norteamericano decisivo para que tuviera lugar; la suerte de protectorado que los Estados Unidos ejercieron sobre la isla; las dictaduras de Gerardo Machado y Fulgencio Batista y, muy particularmente, la revisión en el pasado familiar de Castro, como quien busca la semilla de un árbol que creció torcido. Recuerda que Cuba fue el país más desarrollado de América Latina después de Argentina y México, con una de las mayores producciones de azúcar del mundo, rubro que el socialismo vio esfumarse ante su miopía, hasta el punto en que hoy en día viven prácticamente de la caridad. Antes la URSS, ahora Venezuela, siempre pendiendo del hilo de otros, mientras se invoca la soberanía.

No se le escapa el españolismo cubano: siempre presente a la hora de intentar entender la conformación del pueblo isleño. Tampoco ignora la significación de un personaje siniestro: el Che Guevara, y acuña una de sus frases menos recordadas: "El revolucionario debe ser una perfecta y fría máquina de matar". (¿Cómo es posible que pueda tenérsele como paradigma?). Se detiene en el manejo disparatado, por parte de la CIA, del asunto de Bahía de Cochinos y, también, ausculta en el origen de los desaciertos norteamericanos en el tema cubano. Deja abierta la interrogante acerca de la relación entre el asesinato de Kennedy, Cuba y las mafias: tema espinoso sobre el que todavía no se tiene una palabra final. Combate la tesis según la cual los gringos empujaron a Castro en manos de los soviéticos, cuando este matrimonio iba a ocurrir sin que mediaran los errores norteamericanos.

En esto, no cae en la trampa de menospreciar a Castro. Reconoce que su proyecto político pasaba, desde siempre, por hacer frente a los Estados Unidos para revivir el mito de David y Goliat: fantasía en la que muchos creyeron, pero que la mayoría cubana ya no digiere.

Revisa la etapa homofóbica de la dictadura cubana y las consecuentes persecuciones contra José Lezama Lima, Reinaldo Arenas y Virgilio Piñera, entre otros. Se detiene en el famoso caso Padilla: hito en la separación de las aguas entre la izquierda cultural democrática y el castrismo, ya inmerso en prácticas estalinistas. No deja de preguntarse por qué García Márquez se hace "la vista gorda" ante tantos horrores, aunque también señala que varios presos han podido salir de la isla gracias a la intercesión del premio Nobel ante Fidel, como si fuese el ruego de un cortesano ante el monarca.

Finalmente, en el diálogo, se muestra prudente ante los cambios que vienen, pero no niega que ocurrirán. Cualquiera esperaría más entusiasmo ante los hechos recientes, pero cincuenta años de espera marcan el corazón de los disidentes y los acorazan de sindéresis. Celebra con entusiasmo, esta vez sí, la valentía de la disidencia interna cubana. Esa, hecha de mujeres y hombres corajudos que abogan por la libertad desde adentro, desde las cárceles, batallando por unos Derechos Humanos pisoteados durante cincuenta años por una dictadura militar, totalitaria y socialista.
 





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Agosto 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog