La carta de los dos millones

Por Venezuela Real - 10 de Septiembre, 2008, 12:50, Categoría: Corrupción

Marcos Salas
TalCual
10 de septiembre de 2008

En 2007, Antonini envió una carta a Hugo Chávez en la que pedía dos millones de dólares a cambio de su silencio. El Presidente, mientras, mandó a Tarek El Aissami y a Henry Rangel Silva a encargarse del caso

" A medida que avance el juicio sabremos más sobre esa carta". Así lo dijo el abogado Ed Shohat, defensor de Franklin Durán, cuando se le preguntó si el presidente Hugo Chávez había acusado recibo de la sorprendente carta que le envió Guido Antonini Wilson, en septiembre del 2007, y en la que le exige dos millones de dólares a cambio de su silencio.

La revelación fue dada a conocer durante los argumentos de apertura del juicio que se le sigue en Miami a Durán, a quien acusan de actuar como agente de un gobierno extranjero –el venezolano, obviamentey de conspirar con otras personas para presionar a Antonini a no revelar ni el origen ni el destino de los ya legendarios 800 mil dólares que le incautaron en Buenos Aires.

Vale decir que el equipo acusador está encabezado por el fiscal Thomas Mulvihill, quien reiteró que este dinero "era para la campaña presidencial de la entonces candidata en Argentina Cristina Kirchner".

La carta, según se reveló posteriormente, fue preparada en el propio FBI y firmada por Antonini Wilson. "No sé si él participó en la elaboración de la carta", dijo uno de los testigos llamados a declarar, quien es traductora del organismo de inteligencia y experta en venezolanismos.

Ahora, de que Antonini Wilson aspiraba a sus billetes verdes, de eso no cabe duda. Shohat reveló que el personaje amenazaba a funcionarios del gobierno venezolano con ir a la prensa y contar –o cantartodo cuanto sabía si no le pagaban los dos milloncejos en cuestión. Luego vino la carta a Hugo Chávez.

En la jornada de este martes se hizo un extenso recuento de los eventos principales que han acontecido desde que, el 4 de agosto de 2007, le fuera incautado a Antonini Wilson, en Buenos Aires, el maletín con los 800 mil dólares. De ahí todo lo ocurrido con Franklin Durán, Carlos Kauffman, Moisés Maiónica y el uruguayo Rodolfo Wanseele Paciello –los detenidos en Estados Unidosdesde el momento en que decidieron venir a Miami a conversar con Antonini.

De acuerdo con el defensor, la presencia de Franklin Durán en toda esta historia, está vinculada a la amistad que lo ha unido con Antonini Wilson, quien le rogó por ayuda. "Antonini les dijo a él y su hermano Pedro que estaba destruido, que lo ayudaran con sus conexiones con el gobierno".

LOS MANDADOS DE MOISÉS

En la jornada salieron a relucir los nombres del general Henry Rangel Silva, actual director de la Disip y de Tarek El Aissami, recién estrenado como ministro de Relaciones Interiores y Justicia, y a quien se señaló como el contacto de más elevada jerarquía que tenían estos chicos millonarios y con increíbles conexiones con la flor, crema y nata del alto gobierno.

Eso quedó más que claro tras escucharse el testimonio de Moisés Maiónica, ya declarado culpable (al igual que Kauffmann) y a quien dictarán sentencia esta semana. Maiónica comenzó hablando de sus propiedades –varios apartamentos en Caracas, dos en Florida-, sus empresas, su bufete.

Desde diciembre pasado está detenido en Miami. Respondió preguntas sobre su amistad con el general Rangel Silva, sus visitas asiduas al Helicoide, etc. "Yo representaba un cliente que negociaba con el Estado venezolano. Y él estaba a cargo de aspectos técnicos de esa negociación".

Maiónica contó que el 17 de agosto estaba en el aeropuerto de Maiquetía, se disponía a viajar a Miami y recibió llamadas telefónicas de sus socios en el bufete: Nicolás Rossini y Juan Bracamonte.

Le pidieron establecer contacto con Guido Antonini en Miami, a quien no conocía personalmente.

Maiónica habló con el general Rangel Silva acerca de esta petición. "Al inicio del escándalo del maletín, PDVSA se encargó de manejarlo, hasta cierto momento en que no hubo solución. El general Henry Rangel Silva fue designado por el presidente de la República (Hugo Chávez) para encargarse del caso Antonini. Eso sucedió poco días después de que el escándalo se saliera del control de PDVSA".

Rangel Silva le dijo a Maiónica –según su testimonioque Chávez estaba molesto por la situación y le encargó el asunto desde el punto de vista operativo. "Rafael Ramírez había sido relevado pero seguiría dándole apoyo a lo que Rangel necesitara".

Fue así como Maiónica –presuntamente como apoyo a Rangel Silvaviajó a Miami y ahí estableció contacto con Franklin Durán y Nicolás Rossini, su socio. La reunión fue en el bar Novecento, de Brickell Avenue. Antonini no pudo llegar a la reunión; supuestamente, estaba bajo el efecto de sedantes. Carlos Kauffman tampoco llegó al encuentro. "Conversamos sobre nuestras relaciones con el gobierno, de mi amistad con el vicepresidente de la República (entonces, Jorge Rodríguez) y de mi amistad con Rangel Silva. Franklin le había vendido equipos a la Disip. Conversamos de la estrategia: conseguirle un buen abogado a Antonini en Argentina.

Una vez que consiguiera el abogado, ambos gobiernos habían acordado que el caso se cerrara y así evitar que Antonini hablara del verdadero destino del dinero".

En ese momento la jueza Joan Leonard interrumpió la sesión. Todos quedaron hambrientos por saber más de esta historia que, valga el lugar común, continuará...





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Septiembre 2008  >>
LMMiJVSD
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30      

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog