¿Quién fabrica las armas?

Por Venezuela Real - 10 de Octubre, 2008, 12:10, Categoría: Seguridad/Inseguridad

William Ojeda
Ultimas Noticias
10 de octubre de 2008

"Nada es tan peligroso como dejar permanecer largo tiempo a un mismo ciudadano en el poder... de ahí se origina la usurpación y la tiranía". Simón Bolívar Angostura 1819 

La libreta de hoy es una señal ante el pavoroso hecho del sicariato que poco a poco ha tomado cuerpo en nuestro país.

Es el desprecio por la vida, la atrocidad como factor cotidiano, la insensibilidad como militancia, la degradación del alma a lo más bajo, es el abandono de lo humano para convertirse en fiera al asecho.

La descomposición social tiene como síntoma más palpable y protuberante la violencia. Y de ésta, los matones a sueldo son la expresión más diabólica.

Corresponde al Estado cumplir con su sagrado deber de garantizar la vida de las personas, así como también conmina a la sociedad en pleno a dar pasos en favor de la revalorización de la vida, la convivencia, la paz.

Pero al mismo tiempo surge el tema del armamentismo como muestra de una mentalidad guerrerista, belicista, incómodo rostro de una parte oscura de la naturaleza humana.

Uno se pregunta una y otra vez cómo alguien puede tener el negocio de la fabricación de instrumentos cuya única utilidad es matar a otra persona.

Cómo hay sujetos y grupos para quienes la utilidad, los ingresos y el pan de su familia se lo ganan causando dolor e infinito sufrimiento a otras familias. Fabricantes, comercializadores, promotores, es todo un macabro engranaje del perverso armamentismo.
 

Es el mercadeo de la muerte, de la violencia, de la sinrazón. Por supuesto que hay que enfrentar el armamentismo, es un desafío moral, es una obligación cristiana.

Algunos podrán afirmar con cierto desparpajo "pero si se acaban las armas no se acaba la violencia", ajá, pero sí se acaban los asesinatos en serie, las masacres hechas de modo trivial, y se le quita un detonante y estímulo poderoso con el que hoy cuentan la violencia y el crimen.

Hay que desarmar. Hacerlo con determinación y firmeza.

Los jóvenes en vez de armas en las manos deben tener implementos deportivos, o computadoras, o libros o biblias. Pero armas no, por cuanto éstas sólo sirven para generar tragedia, drama y dolor.

¿Ud. se ha preguntado alguna vez quién fabrica las armas, cómo vive? ¿Sabe que vive dándose la gran vida a costa del llanto de la humanidad? Doctor en Políticas Públicas





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Octubre 2008  >>
LMMiJVSD
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31   

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog