Capitalismo

Por Venezuela Real - 2 de Noviembre, 2008, 11:14, Categoría: Cultura e Ideas

Gustavo Linares Benzo
El Universal
02 de noviembre de 2008

El socialismo, donde todos son trabajadores del Estado, es el infierno
 
Esta crisis ha puesto en cuestión el consenso intelectual del mundo rico de los últimos treinta años. La era Thatcher-Reagan termina con la nacionalización de la banca inglesa y norteamericana, de la compañía aseguradora más grande del mundo y el repudio mayor de los yuppies, hoy de cincuenta años, que se enriquecieron hasta el asco en estos tiempos.
 
Sin embargo, la recesión mundial nadie la calcula más allá de una caída de uno o dos puntos del PIB. El crash del 29 vaporizó más de 15% del producto de las potencias industriales de la época. ¿La diferencia? Lord Keynes. Hoy se sabe que el consejo del secretario del Tesoro norteamericano de la época, Mellon, de "liquidar, liquidar, liquidar" sumió al mundo en la miseria. El principal experto en la Gran Depresión es el hoy presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, y conoce la lección: el dinero público es necesario para impedir un empobrecimiento mayor. Ya pasa de los billones de dólares los auxilios financieros en el mundo. La gran crítica: que vaya en ayuda de los bancos y no del público.
 
Qué ocurrirá en el futuro, especialmente en el campo de las ideas económicas, es la pregunta de fondo. En Venezuela tenemos varios años siendo conejillos de indias de lo que se supone es un segundo debut del socialismo, pero que hasta ahora no ha pasado del petropopulismo más desembozado.
 
El comunismo (nombre científico: socialismo) es esencialmente la eliminación de la mano de obra asalariada y de la consecuente plusvalía, que da origen a la propiedad privada. Aún aceptando que el trabajo asalariado sea el único origen de la propiedad privada, la gran virtud de un régimen económico que garantice la propiedad individual es la libertad frente al Estado. La única alternativa a la propiedad privada es la propiedad del Estado, como enseña la historia. Si el empresariado privado es explotador, al menos hay varios empleadores a escoger; el Estado único propietario es también y por ello único patrono, si también es malo, no hay escapatoria.
 
La propiedad privada es la garantía de la libertad política. El capitalismo, con todos sus defectos, puede domesticarse para que no sea salvaje, como enseña Europa, porque permite la libertad. Un sistema de sólo empresarios, sin trabajadores, es utópico: no todo el mundo quiere correr riesgos. El socialismo, donde nadie es empresario y todos son, en el fondo, trabajadores de un solo patrono, el Estado, es el infierno.
 





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Noviembre 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog