Por los rojos rojitos - Asesinato de Sucre

Por Venezuela Real - 13 de Noviembre, 2008, 11:04, Categoría: Política Nacional

El Editorial
El Nacional
13 de noviembre de 2008

Así como el Mariscal Sucre fue asesinado en la emboscada de Berruecos, el estado de Venezuela que lleva su nombre y donde nació ha sido sometido a la misma traición por parte no de oscuros conspiradores, sino de los bolivarianos que hoy ostentan el poder nacional. Poco y nada ha realizado la autodenominada "revolución bonita" en las tierras de oriente.

Pero el estado Sucre ha sido particularmente descuidado.

Cumaná, Carúpano, Güiria, y pare de contar, muestran una decadencia desoladora durante los últimos años de bonanza petrolera. A Puerto La Cruz y a Maturín al menos les construyeron unos estadios de fútbol para disimular. En contraste, a la ciudad primogénita del continente no le dieron ni las gracias. A pesar de que al principio el voto de los sucrenses favoreció al llamado "proceso".

El gobernador, Ramón Martínez, quien tenía una sólida carrera política anterior a la quinta república, hizo todos los esfuerzos por parecer un gobernador leal al Presidente, con el objeto de defender a sus coterráneos. Pero, cansado de humillaciones y corruptelas por parte de militares y militantes del PSUV, Martínez ahora exige, con toda razón, respeto y democracia para su estado, en la que el poder debe ser compartido entre todos los sucrenses.

El presidente Chávez ha ido tres veces en apenas dos meses al estado Sucre para proferir todo tipo de amenazas, para el caso de que el pueblo respalde a candidatos distintos a los suyos. Está asustado, tiene miedo y ganas de picar los cabos. Le entrega a la Guardia Nacional la custodia del modesto aeropuerto de Carúpano, y ya sabemos la historia oscura de la GN en esa zona.

Hugo ha prometido proyectos petroleros que, aun cuando fueran ciertos, sólo darían beneficios dentro de más de una década.

Las amenazas han sido más que las promesas. Pero peor que unas y otras ha sido la realidad: el abandono y la ineficiencia.

La autopista Gran Mariscal de Ayacucho Antonio José de Sucre se cae a pedazos antes de ser inaugurada. El agua escasea, se interrumpe la electricidad y no pasan los camiones recolectoras de basura. Ahora Chávez amenaza, como castigo, que todo será peor.

Del desarrollo, la participación y la equidad ningún funcionario se acuerda. Y cuando algún candidato menciona que es indispensable fijarse nuevas metas o simplemente mantener un mínimo de servicios públicos, para que el derrumbe no sea total, caen sobre él las iras presidenciales y se le recuerda que un estado que tiene un gobernador considerado "traidor" por las huestes oficiales merece ser castigado ejemplarmente.

Porque a los sucrenses, después de negarles el pan y el agua, ahora el oficialismo les quiere negar lo que les ha permitido mantener su dignidad en medio de tanto deterioro: su independencia de criterio. Esta emboscada no tendrá éxito: la espada decente de Sucre, y no la corrupta bolivariana, también recorre Cumaná y el resto del continente.





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Noviembre 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog