El portaaviones hace agua

Por Venezuela Real - 24 de Noviembre, 2008, 14:34, Categoría: Política Nacional

Roberto Giusti
El Univeral
24 de noviembre de 2008

Los resultados colocan un freno a la reelección presidencial

Con el triunfo en las cuatro más grandes circunscripciones electorales del país, tras la confirmación de la victoria de Henrique Salas Feo en Carabobo, la oposición venezolana no sólo conquista espacios de gobierno regional fundamentales, sino que coloca un freno poderoso al ansia reeleccionista de Hugo Chávez.

Antonio Ledezma se hace de la Alcaldía Metropolitana de Caracas, el cargo de representación popular más importante del país luego de la Presidencia, con un sólido 52,45%, y junto a él se alzaron los representantes opositores en las alcaldías municipales del área metropolitana, con lo que, con la excepción de Jorge Rodríguez, el sistema de alcaldías que rige la ciudad capital estará en manos de la oposición, con el líder de Alianza Bravo Pueblo como el gran coordinador de una obra mancomunada de gobierno.

La trabajadísima conquista de Miranda por parte de Henrique Capriles no sólo es una manifestación del reclamo de cambio ante una gestión, como la del teniente Cabello, ausente y desasida de los sectores populares, sino que, además, deja sin sucesor (el delfín ha sido defenestrado) a un Chávez cuya permanencia en el poder tiene fecha de salida. Con el agravante de que la pieza de recambio, que podía ser Aristóbulo Istúriz, queda descartada ante su fracaso electoral.

Pero quizás el logro fundamental estriba en la derrota del Presidente (aunque él lo haya negado anoche) que se tomó como algo personal la campaña y se convirtió en el gran candidato de sus candidatos, no tanto para preservar el control del poder regional, sino porque el triunfo le habría permitido relanzar su frustrada intentona de consagrar la reelección presidencial indefinida. Obviamente medir la extensión y profundidad de una victoria o una derrota en un evento electoral múltiple como el de ayer no resulta fácil, pero hay diversos parámetros. Es así como la victoria en Zulia, Miranda y Caracas, que representan, cada uno individualmente, poblaciones electorales que comprende la suma total de votantes en cuatro o cinco estados pequeños, resulta suficiente como para decir que el mandado está hecho. Chávez ganó en la mayoría de los estados (los menos poblados) pero eso, ni de lejos, le permite reeditar la vieja ansiedad del poder perpetuo. Así las cosas, todo parece indicar que para 2013 el candidato del chavismo no será Chávez y como también Cabello e Istúriz fueron inhabilitados por el voto popular, la sucesión se convierte en un enigma.

Mención aparte merece la victoria, ratificada por la Junta Electoral Regional del Táchira, de César Pérez Vivas en la entidad andina, (la más antichavista del país y también la más golpeada por la guerrilla colombiana amiga del Gobierno; es decir de Chávez). Igualmente la reelección de Morel Rodríguez en Nueva Esparta y la elección de Carlos Ocariz en el municipio Sucre son el resultado de una obra de gobierno reconocida por los votos de los margariteños en el caso del primero y de un trabajo de entrega total a los pobres de Petare, en el caso del segundo.

Pero también ayer los venezolanos ratificaron, con una participación sin precedentes en elecciones regionales, que el voto constituye una herramienta útil y capaz de generar cambios políticos. Una parte importante del electorado ha comprendido que el respeto a la decisión popular pasa por su participación activa en el proceso y no sólo en el propio acto del sufragio sino, también, en la presencia, organizada y vigilancia de testigos debidamente entrenados en las mesas de votación.

Pero no se trata sólo de un récord de concurrencia, sino de la consolidación de una tendencia política y electoral que ya se había manifestado el pasado 2D y gracias a la cual amanecemos con un poder regional, y municipal, plural y el desarrollo, en diversos planos, de una nueva realidad política. En primer lugar una parte del país que había permanecido excluida de las políticas públicas tendrá expresión concreta en la obra de los nuevos gobernantes regionales electos con los votos que antes se perdían en la abstención o en las derrotas. Luego, se frena la intentona de detener el proceso descentralizador por parte de un Poder Ejecutivo sobredimensionado, que maneja sus relaciones con gobernadores y alcaldes en términos de sujeción y servidumbre.

Y finalmente los nuevos gobernantes asumen la responsabilidad de cumplir con las expectativas de un electorado ávido de soluciones a los problemas más acuciantes en una época que promete, en la perspectiva económica, ser de vacas flacas.






TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Noviembre 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog