John Magdaleno: "Chávez pretende polarizar y radicalizar de nuevo al país"

Por Venezuela Real - 30 de Noviembre, 2008, 8:10, Categoría: Política Nacional

Roberto Giusti
EL UNIVERSAL
30 de noviembre de 2008

Entrevista John Magdaleno, politólogo
"Pretende enganchar a los líderes de oposición en la confrontación y ellos no deben caer en esa trampa"
Para Magdaleno a la oposición le faltó, a diferencia del gobierno, un esquema común, un lema común y una estrategia comunicacional nacional

Las señales democráticas, en este caso electorales, no parecen hacer mella en Chávez, según asienta el politólogo, especialista en opinión pública, John Magdaleno, para quien el presidente venezolano, impulsado por "la lógica revolucionaria" y con todas las circunstancias en contra, intentará (y muy pronto) colocar sobre la agenda su más angustiosa prioridad: la reelección indefinida.

-Los respectivos bandos se atribuyen la victoria en las elecciones del 23N y cada uno esgrime argumentos convincentes para razonar su posición. ¿Acaso ganaron todos y no perdió nadie o pasó todo lo contrario?
-Antes que analizar quién ganó y quién perdió preferiría preguntarme quién avanzó y quién retrocedió. En términos de número de votos y de gobernaciones ganadas, la oposición avanza. No así en cuanto a alcaldías, aun cuando el análisis global sugiere un progreso. Una segunda lectura es que en esta elección no hubo, en estricto sentido, una competencia entre dos grandes bloques, sino entre tres.

-Sólo que el tercer bloque no satisfizo las expectativas.
-Sufrió una derrota importante. Pero lo más llamativo es que los partidos que se separaron del PSUV asumieran la postulación de candidatos propios. El PPT postuló candidatos en 156 municipios, el MEP en unos 55 y el PCV en otros tantos.Ya el sólo hecho de que estas organizaciones hayan seguido una estrategia distinta a la del PSUV comienza a pintar un cuadro político diferente.

-Hace cuatro años una de las causas de la derrota de la oposición fue la abstención. Pero, adicionalmente, los votos de la oposición provenían, básicamente, de la clase media. ¿Es posible ganar una alcaldía como la metropolitana o la gobernación del Zulia sin el voto de los pobres, tradicionalmente chavista?
-Evidentemente se reconfigura el origen socioeconómico de quienes votan por la oposición, que avanza en municipios tan importantes como Sucre, uno de los barrios más populosos de América Latina y en Miranda, un estado muy heterogéneo en lo socioeconómico, en particular por los Valles del Tuy, Guarenas y Guatire. Se avanza también en el propio distrito metropolitano e incluso la votación que obtiene Stalin González llega a 41% en un municipio donde la autodefinición chavista es elevadísima (alrededor del 50%. Entonces, sí hay una reconfiguración de los apoyos políticos. Desde el año pasado, el presidente empieza a perder apoyo de los estratos más bajos. Y los eventos que empujan esa tendencia son el cierre de RCTV y la propuesta de reforma constituciona. Una encuesta de Datanálisis, de noviembre del 2007, registra una pérdida de 10 puntos en la identidad chavista, para ubicarse en un 30%, cuando en el 2006 andaba por el 50%.

-¿Tiene sentido sumar a los votos de la oposición los dela disidencia chavista?
-Lo tiene a los efectos de partir el país en dos: los candidatos del PSUV y el resto del país. Yo saqué esa cuenta y los votos de candidatos diferentes a los del PSUV llegan a casi cinco millones. Es decir, cerca de la mitad del total de votos válidos. Ahora, es clara la presencia de tres bloques independientes.

-La tercera lectura, que podría ser la primera, radica en preguntarse si los votos le alcanzan a Chávez (tomando en cuenta que ese era su objetivo fundamental) para relanzar su reelección indefinida?
-Si Chávez pensara con la lógica de las teorías de la democracia (Sartori, Bobbio, Robert Dahl) vería con mucho cuidado el tema de la reforma constitucional y sobre todo lo relativo a la reelección presidencial. Pero como piensa con la lógica revolucionaria, el planteamiento de la reforma es independiente de los resultados electorales. Su declaración de que otros podían plantear la reelección, va a contracorriente de lo que sugieren los resultados, pero él opera con otros criterios. Si abandona la agenda del socialismo del siglo XXI, acelera la pérdida de apoyo. Por tanto, desde la lógica revolucionaria, está obligado a replantear el tema.

-¿Por qué perdería apoyo si, por el contrario, la mayoría rechazó su propuesta de reforma constitucional?
-Porque estaría reconociendo que "me equivoqué, este no era el rumbo correcto".

-¿No debería, entonces, reconocer su error y buscar acuerdos, con otras ideas, para concluir su mandato?
-Pero como no piensa con la lógica democrática, actúa de otra manera.

-¿Impone esa lógica la reacción violenta ante los resultados, con agresiones a gobernadores de oposición ganadores, la interpelación de Rosales en la Asamblea Nacional y la posibilidad del cierre de Globovisión?¿No se está pretendiendo reeditar el clima de crispación reinante en el país en los años 2001 y 2002?
-La intención es polarizar de nuevo al país porque el discurso de los líderes de oposición ganadores fue en clave de triangulación. Un discurso que busca el reconocimiento del otro y la creación de consensos básicos para formular políticas públicas. Ese ha sido el mensaje de Ledezma, de Capriles y de Ocariz, dirigido no sólo a los opositores sino, también, a los no alineados y a los chavistas. Pero desde la lógica revolucionaria el gobierno no puede permitir que el liderazgo opositor continúe avanzando en la dirección de comunicarse con todo el país. De manera que el primer objetivo es volver a polarizar el país y el segundo tenderle a la oposición ciertas provocaciones para que se radicalice.

-Eso implica más pugna, cuando el país lo que reclama es trabajo político efectivo, solución a los problemas.
-Se busca que los líderes de oposición se enganchen en la dinámica de la polarización y la radicalización. Que respondan en el mismo terreno discursivo. Entonces, todo depende de su habilidad. Sería tremendamente inconveniente, incluso para su propia legitimad y su apoyo político, que caigan en el terreno discursivo y le respondan al gobierno en la misma clave. Los están provocando y no deben caer en el juego.

-¿Cómo no caer en el juego cuando, en el caso de Rosales, se quiere ponerlo preso?
-Todo esto presenta una amenaza, pero también una oportunidad. ¿Qué pasa si, por ejemplo, el gobierno insiste en la tesis de la polarización y la radicalización y los líderes de oposición se mantienen en su estrategia sin caer en el juego? Se le devuelve el efecto al oficialismo y termina deslegitimado.

-Si una de las causas de la derrota de Chávez fue el cierre de RCTV y él, como dices, va insistir en su idea de la reelección, se atreverá a cerrar Globovisión?
-Si lo hace se expone a reeditar, quizás en menor escala, lo que pasó con RCTV. Si ese fue el primer hito, luego de la reelección presidencial, que provocó una caída importante de la identidad chavista, el cierre definitivo de Globovisión pondría al gobierno en la posición de acelerar la pérdida de apoyo. En estas circunstancias no debería provocar demasiado a la opinión pública porque el próximo año el tendrá un problema importante para financiar las misiones, su principal fuente de apoyo político, debido a la caída de los precios petroleros. De manera que estaría exacerbando unas dificultades inevitables con medidas que acentuarían aun más la erosión de su popularidad. Es exponerse a demasiados riesgos.

-Al riesgo de perder la reelección.
-Sí, pero también de generar las condiciones para que siga creciendo la oposición y se produzcan más fisuras al interior del oficialismo porque los moderados no comparten la intención de cerrar Globovisión, al margen de las diferencias que se tengan con el canal.

-¿No tendría que lanzarse por la reelección ahora porque, para después, con o sin cierre de Globovisión, la situación se le hará más cuesta arriba?
-Sí. Va a promover iniciativas en ese sentido antes del próximo año. No me extrañaría que haga un anuncio de ese tipo el 28 de diciembre, como ocurrió en el 2006.

-Para entonces había ganado con 7 millones de votos. Ahora la situación es otra.
-Así es, pero si va a continuar la línea radical no puede esperar a que terminen de caerse sus apoyos políticos como consecuencia de la baja de los precios del petróleo.

-Si hace la propuesta y vamos a otro referendo, ¿qué pasaría?
-Terminaría cohesionando a la oposición y fomentando un clima de entendimiento entre ésta y el chavismo moderado.

-¿Tendría que resignarse a cumplir su mandato y pensar en un sucesor?
-Si, porque cualquier error de cálculo puede incidir en la pérdida de apoyo político. Y si necesita un clima favorable para neutralizar esa pérdida de apoyo debe pensar en cada movimiento. Creo que está en juego el futuro del gobierno, su legitimidad y credibilidad. Cerrar Globovisión y proponer la reelección de inmediato lo impactará negativamente.



 
 
 





TOME NOTA
de la dirección del
Nuevo Portal Principal

www.venezuelareal.org

Más información ...

Calendario

<<   Noviembre 2008  >>
LMMiJVSD
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30

Archivos

Suscríbete

Escribe tu email:

Delivered by FeedBurner

Sindicación

Alojado en
ZoomBlog